130 adultos se bautizarán esta Pascua en las distintas diócesis españolas

V Encuentro de responsables diocesanos del Catecumenado

| 794 hits

MADRID, martes, 7 abril 2009 (ZENIT.org).- En el conjunto de las diócesis españolas, están actualmente en proceso catecumenal 130 adultos que se bautizarán en la próxima Pascua.

Este dato se puso de manifiesto en el V Encuentro de Responsables Diocesanos del Catecumenado, que tuvo lugar el pasado 12 de marzo, en la Sede de la Conferencia Episcopal y organizado por la Subcomisión Episcopal de Catequesis.

En el Encuentro participó un grupo de 25 personas, presidido por monseñor Javier Salinas Viñals, obispo de Tortosa y presidente de la Subcomisión de Catequesis.

Monseñor Salinas comenzó el Encuentro --informa la página web de la Conferencia Episcopal-- refiriéndose a este tipo de reuniones como necesarias para compartir las experiencias de la institución catecumenal y para impulsar el Catecumenado.

Éste, dijo monseñor Salinas, no es una realidad mayoritaria pero, sin embargo, ilumina el resto de tareas pastorales, puesto que su fin es el de hacer cristianos. Y añadió que por todos es sabido que cuando el Catecumenado se instaura en una diócesis, la evangelización cobra en ella un nuevo vigor, y la Iglesia se ve renovada y enriquecida por los nuevos creyentes, que son siempre un signo de vitalidad del evangelio.

Desde el 2002 hasta hoy se puede hablar ya de una "historia" del Catecumenado en España. Se constata que es una realidad institucional que está respondiendo a una necesidad. Están actualmente en proceso catecumenal, en el conjunto de las diócesis, unos 130 catecúmenos que se bautizarán en esta próxima Pascua. 

Estos catecúmenos han seguido un itinerario catequetico y litúrgico, en el que han profundizado en la fe de la Iglesia y han ido celebrando los diversos ritos, hasta llegar en la noche de Pascua a la celebración de los sacramentos de la iniciación cristiana.

Una ponencia a cargo de Manuel González López Corps, liturgista y profesor de la Facultad de Teología San Dámaso, centró los trabajos en torno a la unidad de los sacramentos de la iniciación. Desde algunas claves recogidas de la historia de la Iglesia y las diversas formas de plantear este tema, se dialogó ampliamente sobre la necesidad sentida hoy desde la pastoral, la catequesis y la liturgia, de conseguir itinerarios de iniciación cristiana que propongan esta unidad.

En el Encuentro, los responsables diocesanos pusieron en común los retos que se van plateando, los logros y las dificultades, para conseguir ir dando una respuesta común a estas situaciones.

Los Obispos diocesanos, a quienes corresponde instaurar el catecumenado, regular su ejercicio y disponer la pastoral de iniciación cristiana, siguen de cerca con su presencia en las celebraciones y en algunos momentos catequéticos, el desarrollo de esta institución que está llamada a ser clave en la pastoral diocesana.