Alcaldía de Jerusalén pide se retire cartel de bienvenida al Papa

El portavoz del Patriarcado indicó que si la policía lo retira no se opondrá resistencia

Roma, (Zenit.org) H. Sergio Mora | 758 hits

Cuando faltan dos semanas para el viaje apostólico de tres días del papa Francisco a Tierra Santa, la Alcaldía de Jerusalén ha enviado una demanda para que sea retirado un cartel colgado en el Centro de Información Cristiano en el que se lee en tres idiomas 'Bienvenido a Tierra Santa'". Lo indicó  el portavoz del Patriarcado, Wadie Abu Naser y precisó que el cartel no va a ser retirado, y si la policía lo hace por orden municipal ellos no van a oponer resistencia.

El cartel está colocado sobre la fachada de un edificio que pertenece a la Orden Franciscana, lugar de paso hacia el Muro de las Lamentaciones o al Santo Sepulcro, en la ciudadela antigua amurallada. La oficina del portavoz de la Alcaldía de Jerusalén no ha confirmado ni desmentido por ahora la demanda de retirar el cartel.

El Pontífice anunció su peregrinación a Tierra Santa en el ángelus del domingo 5 de enero con "la finalidad principal de conmemorar el histórico encuentro entre el papa Pablo VI y el patriarca Atenágoras", que se realizó hace 50 años.

El Santo Padre añadió que en esta peregrinación "las etapas serán tres: Amman, Belén y Jerusalén". Y en esta última ciudad, "en el Santo Sepulcro celebraremos un encuentro ecuménico con todos los representantes de las Iglesias cristianas de Jerusalén, junto al patriarca Barlolomé de Constantinopla. Desde ya les pido que recen por esta peregrinación que será una peregrinación de oración". 

En su viaje el papa Francisco estará acompañado por el rabino Abraham Skorka y el jeque Omar Abboud, dos amigos de Buenos Aires con los cuales trabajó para el diálogo Interreligioso cuando era arzobispo de la capital argentina. El rabino Skorka le indicó la semana pasada a ZENIT, que se reunirá con el Santo Padre directamente en Belén.

En su viaje el papa Francisco visitará el 26 de mayo, siguiendo los pasos de Juan Pablo II y Benedicto XV, el lugar de la última cena, donde se sitúa también la tumba del rey David. Según diversos estudiosos, siguiendo la descripción del Evangelio de Mateo se vuelve fácil así establecer una relación directa entre el linaje de David y Jesús.

Y sobre el futuro de la tumba del rey David, grupos radicales dijeron que el Gobierno de Benjamin Netanyahu “ha decidido entregar al Vaticano la parte superior de la Tumba de David”, según indicaron medios locales, y por ello han convocado a una protesta para este martes en el Monte Sión de Jerusalén. El gobierno de Israel por su parte ha desmentido rotundamente dichas informaciones.

De otro lado, en las últimas semanas se han registrado algunas escritas pintadas y actos de vandalismo en edificios cristianos.

“Esta ola de acciones extremistas de terror –-indicó este domingo el patriarca Fouad Twal en conferencia de prensa-- son, sin duda de gran preocupación para todas las personas razonables. El Gobierno de Israel debe preocuparse, ya que es muy negativo para la imagen el Estado de Israel en el extranjero. También es una plaga para la democracia que Israel atribuye a sí mismo”. Y el patriarca añadió: “A este punto los actos de vandalismo sin restricciones envenenan la atmósfera; la atmósfera de convivencia y el ambiente de colaboración, especialmente en estas dos semanas previas a la visita del Papa Francisco”.