Angola: El cardenal Rodé reafirma el valor de la humildad

Como enviado del Papa al 20º aniversario de las conferencias de religiosos y religiosas

| 2199 hits

LUANDA, viernes 29 de octubre de 2010 (ZENIT.org).- El enviado especial del Papa Benedicto XVI a Angola, el cardenal Franc Rodé, se mostró “satisfecho de los resultados obtenidos” durante la visita de una semana que ha realizado al país africano, después de su llegada a Luanda el viernes pasado.

La visita del prefecto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica responde a una invitación de las Conferencias de religiosos y de religiosas de Angola (CSMIRMA y USMIFA), que celebran este año el 20º aniversario de su creación.

El cardenal Rodé indicó que “se lleva buenas impresiones del país”, informó la agencia angoleña Angop.

Respecto a sus visitas y encuentros, el enviado del Papa se mostró convencido de que dentro de algunos años Angola podrá ser “una nación totalmente diferente”, y reafirmó la colaboración de la Iglesia en “su progreso espiritual y material”.

El lunes, el cardenal visitó el santuario mariano de Muxima, en la provincia de Bengo, al norte de Luanda.

Fue acogido por una multitud de cristianos, a quienes recordó “la importancia de tener a la Virgen María como ejemplo de adhesión al servicio del Señor”.

La tarde anterior, celebró una misa en la parroquia de Nuestra Señora de Fátima, de Luanda, y animó a los religiosos a cultivar la humildad, que, indicó, “es un valor importante” necesario para “ser elevados”.

También destacó “la necesidad que tiene cada uno de hablar con Cristo sin tener vergüenza de que los demás perciban la luz divina de los religiosos”.

El miércoles, el cardenal Rodé mantuvo un encuentro con la ministra angoleña de Asuntos Exteriores, Assunçao dos Anjos, en presencia del nuncio apostólico en Angola, monseñor Nautus Rugambna, y de altos funcionarios del ministerio.

En la reunión se destacaron las buenas relaciones entre Angola y la Santa Sede.

Entre los desafíos que debe afrontar la Iglesia en Angola tratados en el encuentro, el enviado del Papa se refirió a la cuestión de la proliferación de las Iglesias, que, dijo, “no afecta únicamente a este país”, sino que es “el resultado de diversas culturas del mundo actual”.

“La proliferación siempre ha existido, pero hoy quizás con un poco más de fuerza”, destacó, y “es el resultado de tener que vivir en una sociedad multicultural que no tiene una fuerte cohesión interna”.

Otra etapa importante fue su visita a Lubango, en la provincia de Huila, que fue valorada por los religiosos como un “valor añadido” que “sirvió para abordar cuestiones inherentes a la dimensión profética de la vida consagrada”, y por los fieles católicos como “un estímulo para la fe y el servicio junto a la Iglesia”.

En Lubango, el enviado especial de la Santa Sede visitó el Santuario de Nuestra Señora del Monte, así como al obispo de la diócesis.