Apuñalado un sacerdote en Turquía

El capuchino Adriano Franchini

| 1502 hits

ESTAMBUL, domingo, 15 diciembre 2007 (ZENIT.org).- Un sacerdote católico se encuentra en estado grave tras recibir una puñalada este domingo en el estómago en Izmir (Turquía).

Según ha informado la agencia AsiaNews.it, del Pontificio Instituto para las Misiones Extranjeras, se trata del padre franciscano capuchino italiano Adriano Franchini, superior de la Custodia de Turquía.

Según testigos, el fraile fue herido por un «desconocido», en la iglesia de Bayrakli, en Izmir.

«Ha sido operado y ahora está fuera de peligro, pues el cuchillo no ha perforado ningún órgano vital», ha confirmado el obispo Luigi Padovese, vicario apostólico de Anatolia, a la agencia Asianews.it.

El obispo de Izmir, monseñor Ruggero Franceschini, ha comentado a AsiaNews.it: «Una vez más dirán que es el acto de un loco. Pero entonces tenemos que admitir que desde hace un año en Turquía los actos de locos han aumentado notablemente, y casualmente contra los religiosos cristianos extranjeros».

El 5 de febrero de 2006 fue asesinado el sacerdote italiano Andrea Santoro, mientras rezaba en la iglesia de santa María en Trebisonda, donde era párroco.

En ese mismo mes, un grupo de jóvenes agredió al padre Martin Kmetec, franciscano de Izmir. Al mes siguiente, un hombre armado con un cuchillo amenazó a los franciscanos de la parroquia de Mersin.

En julio del mismo año, un sacerdote católico francés, el padre Pierre Brunissen, fue acuchillado por «drogadictos» tras reabrir la iglesia del padre Santoro.