Archidiócesis de Cali invita a denunciar cualquier sospecha de abuso con menores

En un decreto indica la obligación de informar sobre cualquier irregularidad, siguiendo las pautas dadas por el Vaticano

Ciudad del Vaticano, (Zenit.org) Redacción | 500 hits

La arquidiócesis colombiana de Cali ha emitido un 'Decreto arquidiocesano para la protección a menores'. En él se pide que cualquier sacerdote, religioso o laico al servicio de la Iglesia Católica que tenga conocimiento de un acto de abuso sexual de menores cometido por un clérigo o la sospecha de razonable del hecho, está obligado a la denuncia inmediata ante el obispo o al delegado de la diócesis.

Siguiendo con las pautas y recomendaciones en las que ya trabaja el Vaticano desde hace años para luchar contra los abusos a menores por parte del clero, esta diócesis ha creado este 'manual' para ayudar a los fieles a detectar y saber cómo actuar frente a estas situaciones.

Entre las últimas de estas medidas, está la creación de una Comisión Vaticana contra los abusos a menores. La Pontificia Comisión para la Protección de Menores presentará al Papa Francisco “propuestas específicas” para sensibilizar sobre “las trágicas consecuencias del abuso sexual y de las devastadoras repercusiones de no escuchar o no informar cuando se sospecha de un abuso”. El Santo Padre instituyó formalmente la Comsión el 22 de marzo de este año y han tenido su primera reunión del 1 al 3 de mayo. Entre los miembros de esta comisión de expertos, se encuentra la irlandesa Marie Collins, que sufrió los abusos sexuales de un sacerdote cuando era niña.

El Documento realizado por la arquidiócesis de Cali "se constituye en un compromiso por favorecer un ambiente más seguro para menores de edad", explica un comunicado.

El documento, fue presentado por el arzobispo de Cali, monseñor Darío de Jesús Monsalve, quien manifestó su alegría junto con varios clérigos que formaron parte de la construcción de esta ley arquidiocesana, que salvaguarda a los menores, el Decreto "surge como una exigencia del Papa Francisco, quien propone unas líneas base, para que cada diócesis del mundo, incorpore algunas líneas particulares que permita tomar medidas contra quienes incurren en este tipo de delitos pero principalmente para acompañar a las víctimas y familias que resulten afectadas”, explicó el prelado.

Tal y como explicó monseñor Darío, "la disposición aplica para la jurisdicción de la arquidiócesis de Cali". Finalmente exhortó a las víctimas a denunciar toda irregularidad ante cualquier persona y/o institución católica, de los delitos sexuales cometidos por cualquier servidor de la institución eclesial, desde sacerdotes y religiosos/as, hasta laicos que prestan sus servicios en las diferentes instituciones