Benedicto XVI pide ayuda para quienes dedican la vida a la contemplación

En particular, las religiosas de clausura

| 2316 hits

CIUDAD DEL VATICANO, domingo, 22 de noviembre de 2009 (ZENIT.org).- Benedicto XVI pidió ayuda este domingo para quienes dedican su vida a la contemplación en monasterios de clausura.

El llamamiento del Papa tiene lugar un día después de la memoria litúrgica dedicada a la Presentación de la bienaventurada virgen María en el templo, día en el que se celebra la Jornada "pro orantibus", a favor de las comunidades religiosas de clausura.

El Santo Padre invitó a todos a apoyarlas en sus necesidades y agradeció públicamente, en particular, el servicio y testimonio de las monjas del pequeño monasterio de clausura que Juan Pablo II fundó in Vaticano.

A esta comunidad acaban de llegar las religiosas visitandinas, siguiendo el relevo dejado por las clarisas, las carmelitas y benedictinas.

"Vuestra oración, queridas hermanas, es sumamente preciosa para mi ministerio", aseguró el Papa.

Los monasterios femeninos de clausura están presentes en todos los continentes. Según los últimos datos ofrecidos por la Congregación vaticana para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida apostólica, al que está ligado el Secretariado de Asistencia a las Monjas, los monasterios son 2.635 en Europa, 802 en Latinoamérica, 301 en Asia, 279 en América del Norte, 140 en África, 21 en Oceanía.

Desde hace viente años, constata este organismo de la Santa Sede, se experimenta un nuevo aumento de vocaciones de mujeres a la vida contemplativa.