Benedicto XVI saluda a la redacción de ZENIT

Después del Ángelus, el santo padre bendijo las figuritas del Niño Jesús

| 1614 hits

CIUDAD DEL VATICANO, domingo 16 de diciembre de 2012 (ZENIT.org).- Benedicto XVI impartió hoy al concluir la oración del Ángelus, la tradicional bendición a las figuritas del Niño Jesús que los fieles llevan a plaza San Pedro antes de colocarlas en los belenes.

En sus palabras el papa dirigió un saludo a la redacción de ZENIT, allí presente con una pancarta que llevaba el símbolo de nuestra agencia de noticias.

El santo padre en sus palabras recordó primero el Encuentro Europeo de los Jóvenes, promovido por la comunidad de Taizé, en programa del 28 de diciembre al 2 de enero, y agradeció a las familias que siguiendo la tradición romana de acogida dieron disponibilidad para hospedar a estos jóvenes.

“Visto que --gracias a Dios- los pedidos para participar son superiores a lo esperado, renuevo el apelo ya realizado en las parroquias para que otras familias, con gran simplicidad puedan hacer esta bella experiencia de amistad cristiana”, añadió el pontífice refiriéndose al encuentro de Taizé.

Durante el saludo a los peregrinos de idioma inglés, Benedicto XVI expresó nuevamente su dolor por la masacre de niños perpetrada el viernes pasado en la escuela de Newton, en Connecticut, Estados Unidos, un episodio de “violencia sin sentido” que ha “profundamente entristecido” al papa.

“A las familias de las víctimas --añadió el pontífice- especialmente a las que han perdido un hijo, les aseguro toda mi cercanía en la oración. Pueda el Dios de la consolación tocar sus corazones y aliviarlos en el dolor. Durante este tiempo de Adviento dediquémonos con más fervor a la oración y a los actos de paz. Sobre todas las personas afectadas por esta tragedia y sobre todos ustedes invoco abundantes bendiciones del Señor”.

El pontífice también envió un “saludo especial a los niños de Roma”, que fueron a la plaza de San Pedro para la tradicional bendición de las imágenes de Jesús que serán puestas en los pesebres. Y añadió: “Bendigo de corazón a cada uno de vosotros y a vuestras familias, como a los educadores y el Centro Oratorios [centros infantiles y juveniles parroquiales] Romanos”.

A los peregrinos de lengua española les dijo: “Saludo cordialmente a los peregrinos de lengua española presentes en esta oración mariana, en particular a los fieles de diversas parroquias de Valencia. Cercana ya la Navidad, la liturgia repite este domingo las palabras del Apóstol Pablo: «Gaudete», estad alegres. El Señor está cerca. Es una alegría que llena el corazón de quienes, aún en las dificultades, saben que Dios viene a tomarnos de su mano, para no abandonarnos jamás. Id preparando el Nacimiento en vuestros hogares con la expectación y ternura con la que María esperaba acoger la venida al mundo del Salvador de todos los hombres. Que Ella os acompañe y os anime especialmente en estos días. Feliz domingo”.

Como despedida final el papa le deseó a todos “un buen camino espiritual hacia Belén”.