Celebrada en Estrasburgo una misa por Europa

“Europa necesita un alma para construir su futuro”, señala monseñor Giordano

| 1977 hits

ESTRASBURGO, jueves 20 de enero de 2011 (ZENIT.org).- El obispo de Estrasburgo, monseñor Jean-Pierre Grallet, presidió una misa por Europa este lunes por la tarde en la catedral de la diócesis, con motivo de la apertura de la asamblea plenaria del Parlamento Europeo.

El observador permanente de la Santa Sede en el Consejo de Europa, monseñor Aldo Giordano, impulsó la iniciativa, informó la sección francesa de Radio Vaticano.

La catedral estaba llena de dirigentes y empleados de instituciones europeas, diplomáticos, magistrados, comisarios europeos y fieles de todo tipo.

También participaron monjas de clausura que rezan regularmente por Europa, así como grupos de parroquias y diocesanos que militan por la defensa de los valores europeos.

Para monseñor Giordano, Dios estaba presente en la escena pública, durante esta misa. Según declaró a Radio Vaticano, Europa necesita la luz de la fe, un alma para construir su futuro y no desligarse de los pueblos que la componen y de sus exigencias.

La Europa que ha experimentado el reflejo de sus luces y de la razón técnica y científica debería poder volverse humildemente en búsqueda de luz, dijo.

El cielo no debe cerrarse sobre Europa, añadió, sino que ésta debe abrirse a un horizonte más grande, a la trascendencia.

El observador permanente de la Santa Sede indicó también que el anuncio de la próxima beatificación de Juan Pablo II ha sido acogido con alegría en el interior de las instituciones de la Unión Europea.