Cinco curaciones "remarcables" reconocidas en Lourdes

En la historia, se han declarado 67 milagros

| 1214 hits

LOURDES, martes 9 de diciembre de 2008 (ZENIT.org).- Poco antes de que concluyera el año del 150 aniversario de las apariciones, el Comité Médico Internacional de Lourdes (CMIL) ha reconocido cinco curaciones como particularmente "remarcables".

Estos casos forman parte de otros muchos dossieres estudiados desde el año 2004. Las curaciones han sido experimentadas por personas entre 40 y 69 años.

Hasta ahora se han reconocido sólo "67 milagros" entre las 7.000 declaraciones de curación presentados ante la oficina médica del santuario desde 1883.

Los casos fueron presentados en una rueda de prensa, celebrada el 1 de diciembre, convocada por ese Comité.

"Estos casos han sido objeto de un diagnóstico profundo. Estas curaciones han sido acompañadas por una transformación espiritual evidente", afirmó el profesor François-Bernard Michel, quien preside el comité compuesto por unos veinte miembros.

Los casos de curaciones remarcables responden a criterios de observación clíninica, con un examen de los dossieres por parte de expertos internacionales, sobre hechos remarcables que acompañan la evolución de la enfermedad. Para otorgar este reconocimiento se exige un "verdadero camino de fe" asociado a la curación.

ZENIT publicó el pasado 6 de diciembre el testimonio de una de las personas que han experimentado la curación, "Madame B", que hoy tiene 53 años, curada de miopatía, liberándose así de la silla de ruedas.

Otro de los casos ha sido experimentado por una mujer, presentada en la rueda de prensa como "Madame A.", de 40 años, que padecía esclerosis en placas desde abril de 1993, y que se había ido agravando seriamente hasta el año 2004.

"El 20 de mayo de 2004, durante una peregrinación a Lourdes propuesta por una amiga, esta persona, que al inicio no era creyente, constató inmediatamente en las piscinas la desaparición de la impotencia de sus piernas y otros síntomas. Desde entonces no ha experimentado ningún otro problema de salud. Los exámenes clínicos realizados en dos ocasiones por los miembros del CMIL se revelaron como totalmente asintomáticos", explicó el Comité en el comunicado entregado en la rueda de prensa.

La declaración de un milagro no le corresponde al CMIL (que sólo reconoce el carácter inexplicable de la curación a nivel científico), sino a la Iglesia católica, en particular al obispo de la diócesis, que en estos momentos es monseñor Jacques Perrier. La diócesis declarará después si estos cinco casos de "curación remarcable" pueden considerarse como milagros.

"Sin duda alguna, estas personas estaban mal, o muy mal: el dossier médico lo testimonia. Tampoco se puede contestar que hoy están bien y nada indica que la enfermedad se reanude".

"Este cambio de estado, que fue súbito, está ligado a Lourdes, con frecuencia en una peregrinación. Esta experiencia inesperada ha cambiado la vida de estas personas, a todos los niveles, incluida su fe, en sus compromisos con la Iglesia y en el servicio a los demás".

"Estos son los hechos. Cada quien es libre, después, de interpretarlos. No tendrán nunca una evidencia obligatoria", concluye el Comité.

El año del jubileo de Lourdes, clausurado este lunes, solemnidad de la Inmaculada Concepción, ha recibido a un número récord de peregrinos: casi nueve millones. En 2007 habían sido seis millones.