Colombia: guerrilla y gobierno retoman en Cuba el segundo punto del diálogo

Es sobre la integración en la vida política de quienes participan en la guerrilla

Roma, (Zenit.org) H. Sergio Mora | 637 hits

Las conversaciones en la Habana entre los representantes del Gobierno de Colombia y de la guerrilla de lasFuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC)retomaron el martes sobre el segundo punto de la agenda, que es la participación política de la guerrilla.

Después de haber concluido el 26 de mayo el primer acuerdo sobre la cuestión agraria, considerada la más difícil, el cardenal colombiano Rubén Salazar, a finales de mayo aplaudió el primer acuerdo: "Esperamos en ello que el acuerdo logrado pueda traducirse en la implementación de una eficaz política de desarrollo agrícola que de prioridad y tutele los derechos y legítimos intereses de las familias campesinas".

Los negociadores de las FARC al retomar los diálogos propusieron posponer las elecciones por un año, solicitud que el presidente colombiano, Juan Manuel Santos rechazó. “No hay la más mínima posibilidad que eso se pueda dar. Nosotros tenemos un calendario electoral. Se va a cumplir” aseveró.

El grupo armado justificó su pedido de postergación de las elecciones, junto a la exclusión de la reelección del presidente Santos, debido a la necesidad de “anteponer el interés colectivo de la paz a cualquier otra circunstancia”.

“Abramos un debate nacional sobre la urgencia y conveniencia de aplazar el calendario electoral por un año”, declaró el comandante FARC, Iván Márquez, el principal negociador de la narcoguerrilla.

Los rebeldes además solicitaron la creación de una Asamblea Constituyente “para hallar una auténtica solución al conflicto con la decisiva participación del pueblo”, y consideraron que los plazos impuestos pro el gobierno para lograr un acuerdo global eran demasiado cortos.

Las propuestas de la guerrilla fueron recibidas con un seco ‘no’ por parte del ex-presidente Humberto de la Calle, negociador jefe del gobierno, quien solicitó evitar salirse de la agenda de negociaciones predeterminada por los participantes

El representante del Gobierno de Colombia indicó el segundo punto fijado para las conversaciones, y precisó que el debate se centrará en la creación de un movimiento político y no sobre la participación de personas específicas en la vida política.