Comunicación: saber dar buenas noticias incluso en las tragedias

Renovación Carismática con simposio; "La efusión en el Espíritu nos empuja a evangelizar: todos somos sujetos activos de la Nueva Evangelización'

Rimini, (Zenit.org) Rocío Lancho García | 866 hits

Evangelizar en el ámbito de la comunicación. Periodistas, trabajadores del ámbito de la radio y la televisión, la web y del ámbito publicitario han compartido su experiencia sobre la nueva evangelización en el sector periodístico en un simposio organizado en el Congreso de animadores y responsables de la Renovación Carismática Católica en Italia que se celebra en Rímini desde el jueves y que finaliza mañana.

Hace tan solo unos días, el papa Francisco recibió en audiencia a los trabajadores del Centro Televisivo Vaticano por el 30 aniversario de la emisora, les recordó que son profesionales al servicio de la Iglesia y esta misma invitación han asumido las personas que esta tarde han compartido sus experiencias en el mundo de los medios de comunicación.

Los cuatro ponentes han coincidido en una idea: es importante buscar espacio para las buenas noticias en los medios de comunicación, porque las buenas noticias están ahí, solo hay que ofrecerles espacio.

Amerigo Vecchiarelli, redactor jefe de TV 2000, ha narrado su experiencia trabajando en televisión. "Hacer televisión cuesta en todos los sentidos, económico, de tiempo... pero merece la pena", ha afirmado. Asimismo ha invitado a los asistentes al simposio a no ser espectadores pasivos y a discernir bien lo que se ve en televisión.

Ha exhortado a buscar la buena noticia incluso dentro de las catástrofes. Como ejemplo real, el redactor jefe de TV2000 ha hablado de la tragedia de Lampedusa, y cómo en medio de tanta muerte, también se puede hablar del valiente pescador que arriesgaba su vida por salvar la de los inmigrantes.

Ha explicado además el fenómeno de la "información monolítica" en la que asistimos a una única temática informativa y a una similitud en los contenidos. Por eso, es necesario -ha subrayado- dar un mensaje positivo frente a todo el mal al que estamos acostumbrados a escuchar y ver. Una clave que ha ofrecido para evangelizar en los medios es el dar voz a las personas que en su vida cotidiana viven la fe, personas que en sí son buenas noticias.

Otra invitación que ha lanzado, es ser testimonio vivo como católico y no "como una medalla que me pongo sino porque los que me rodean tienen que ver y sentir que soy católico". Hay que ser cristianos no sólo al hacer la programación, sino invitando a rezar a un compañero de trabajo cuando lo necesite.

Maria Nives Zaccaria cuenta cómo su labor en la Radio Sacra Famiglia, de la diócesis italiana de Bolzano y Bressanone, llegó de una forma providencial en un momento de su vida en el que incluso estaba a punto de mudarse de ciudad. Desde su trabajo en este medio de comunicación se da cuenta que hay que seguir el estilo de comunicar bien el bien. Y así dar una alternativa a lo que ofrece el mundo. Otro clave para evangelizar en los medios de comunicación, es el apuntar hacia temas que en las parrillas de otros medios quedan excluidos.

Dante Balbo por su parte habla sobre la labor en la televisión y destaca la importancia de adaptar el lenguaje al medio para así llegar el espectador de una forma más eficaz. Así, cuenta también como ofreciendo a radio María en Suiza, que transmite a través de la web, han abierto un espacio en italiano dedicado a la Renovación Carismática.

En la última intervención, Luciano Ferniani ha hablado de su proyecto con presos, señalando que  para ellos es necesaria la oración de los hermanos que día a día apoyan la actividad. Es importante ser grupo y enseñarles a trabajar en equipo, dar un valor a la expresión corporal y transmitirles un lenguaje nuevo.

También se han dedicado unos minutos para hablar de las redes sociales y del papel que desempeñan hoy en día en la evangelización y la transmisión de la buena noticia. Son medios, han explicado, que se pueden usar para dar a conocer encuentros, iniciativas de oración y testimoniar la fe. Incluso han puesto el ejemplo de una región de Italia que había organizado un curso de discipulado vía skype.