Congregaciones religiosas y Caritas contra la nueva esclavitud

La trata de personas humanas

| 1965 hits

CIUDAD DEL VATICANO, lunes, 3 diciembre 2007 (ZENIT.org).- La Unión de Superiores Generales de religiosos y Caritas han presentado una declaración conjunta, condenando la trata de seres humanos como una de las peores violaciones de los derechos humanos y se han comprometido a trabajar juntos para combatirlo.

La Unión de Superiores Generales (USG/UISG) representa a más de un millón de religiosos y religiosas de todo el mundo y Caritas Internationalis es una más grandes redes de ayuda humanitaria del mundo, con 162 organizaciones miembro.

La alianza entre las congregaciones religiosas y las organizaciones Caritas intensificará  las acciones de incidencia, en favor de las víctimas de la trata y potenciará el alcance de los recursos para los agentes empeñados en la acción práctica, para ayudarlas.

La alianza trabajará en beneficio de las víctimas del tráfico, mejorando los canales de prevención y haciéndoles accesible la asistencia.

Sébastien Dechamps, el responsable encargado del asunto de la trata en Caritas Internationalis, dice: «La trata de seres humanos es una nueva forma de esclavitud en el mundo. Es un acto criminal que viola los derechos humanos, la dignidad y la integridad de estos nuevos esclavos y esclavas. La trata es un fenómeno mundial y, por este motivo,  sólo si actuamos como red mundial podemos combatirla. Confiamos en que este acuerdo entre Caritas Internationalis y la USG/UISG resulte eficaz y sirva de apoyo mutuo, en la lucha contra la trata».

Caritas Internationalis ha indicado cuatro áreas principales para la acción contra la trata, que se adaptan a sus actividades: prevención, asistencia, incidencia y trabajo en red.

Caritas ya ha declarado su compromiso para trabajar en estas áreas en su informe: «El compromiso de Caritas Internationalis en la lucha contra la trata de seres humanos», y ha puesto en marcha una red ecuménica denominada COATNET (Christian Organisations Against Trafficking - Organizaciones Cristianas contra la Trata) que ya ha alcanzado una dimensión mundial.

La USG/UISG se compromete a aporta en esta cooperación su competencia específica en el ámbito de la educación pública, mediante publicaciones y encuentros públicos, y compartiendo sus experiencias en la formación de empleados en el terreno, con el servicio pastoral y la rehabilitación de las víctimas.