Congreso sobre vocaciones en América del Norte

Lema multilingüe: «Vocación: Don de Dieu, Given for God¹s People»

| 947 hits

ROMA, 18 abril 2002 (ZENIT.org).- Desde este jueves hasta el domingo tiene lugar en Montreal el III Congreso Continental de las Vocaciones al Ministerio Ordenado y a la Vida Consagrada, organizado por la Iglesia católica en América del Norte.



Participan más de mil delegados en el encuentro, que coincide con la 39ª Jornada de Oración para las Vocaciones del domingo 21 de abril.

El tema del congreso es «Vocación: Don de Dieu, Given for God´s People». Los tres idiomas utilizados en el título (castellano, francés e inglés) representan un deseo de unidad en la diversidad de carismas propia del llamado vocacional.

En la inauguración, han participado el prefecto de la Congregación para la Educación Católica, el cardenal Zenon Grocholewski y el cardenal Jean Claude Turcotte, arzobispo de Montreal.

El Congreso se realiza por invitación de Juan Pablo II. Es el tercero y sigue al realizado en América Latina (Sao Paulo, Brasil, 1994) y en Europa (Roma, Italia, 1997). Lo organizan las conferencias episcopales de Canadá y de Estados Unidos, en contacto con la Oficina Pontificia para las Vocaciones Eclesiales y el liderazgo religioso y las asociaciones de directores de vocaciones religiosas y diocesanas de Estados Unidos y de Canadá.

El objetivo del congreso es crear un ambiente positivo en América del Norte con el fin de fomentar vocaciones al ministerio ordenado y a la vida consagrada; unificar y guiar a la Iglesia en su compromiso para identificar, discernir, y nutrir vocaciones; y recibir con agrado a los futuros
«trabajadores de la cosecha»

Se están ofreciendo talleres que van desde qué es lo que funciona para atraer a candidatos al sacerdocio hasta el uso de los medios de comunicación para promover las vocaciones.

El Congreso es precursor de un plan norteamericano para aumentar las vocaciones a la vida ordenada y la vida consagrada. Las conclusiones se plasmarán en un plan pastoral a disposición de las conferencias episcopales, diócesis, organizaciones vocacionales nacionales y parroquias.

Los presentadores son el padre pasionista Donald Senior, presidente de la Unión Teológica Católica en Chicago; el oblato misionero de María Inmaculada padre Ron Rolheiser, director de retiros y escritor; la hermana Marie Chin, presidenta de las Sisters of Mercy; la hermana de Notre Dame de Namur Mary Johnson, socióloga y co-autora del libro «Young Adult Catholics: Religion in the Culture of Choice»; y el padre Gilles Routhier, moralista y teólogo de Quebec.

Los objetivos se alcanzarán en primer lugar, celebrando las vocaciones en la oración y la liturgia. En segundo lugar, estableciendo una seria reflexión teológica y pastoral sobre el ministerio de vocaciones de hoy en día, prestando atención particular a los dones y a los desafíos presentados por América del Norte y el creciente fenómeno de la diversidad generacional y cultural, y por el mundo de los jóvenes adultos.

Y, por último, iniciando, tras 18 meses de consulta y cuatro días de intenso diálogo y formación, un
plan pastoral que pueda ser aplicado en los diversos contextos de la Iglesia en Norteamérica.

La liturgia de clausura, en la Basílica de Notre Dame, el día de la Jornada Mundial de Oración para Vocaciones, destacará la presencia y los dones de la juventud en la Iglesia, y la confianza de los organizadores en «que los jóvenes conducirán a la Iglesia con una fe valiente y llena de imaginación al Tercer Milenio. Tenemos la esperanza de que en esa ocasión el Santo Padre pueda dirigirse al Congreso directamente, ya sea por medio de un video o por satélite».
Más información en http://www.vocations2002.org.