Cuatro millones de niños en peligro de muerte

Voz de alarma de UNICEF sobre Corea del Norte

| 1682 hits

ROMA, miércoles 9 noviembre 2011 (ZENIT.org).- El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha hecho un llamamiento a la comunidad internacional para que financie programas de nutrición en la República Popular Democrática de Corea (Corea del Norte), para socorrer a los millones de personas vulnerables, especialmente los niños malnutridos, las mujeres encintas y las madres lactantes.

En una declaración hecha pública la semana pasada, Bijaya Rajbhandari, representante de UNICEF en Corea del Norte, afirmó: “Si la financiación no llega y si no podemos mantener nuestros programas alimentarios para tratar a los niños afectados de malnutrición severa, sufrirán consecuencias irreversibles en su crecimiento y su capacidad de desarrollo”.

Explicó que la intervención de urgencia necesita 20,4 millones de dólares pero que UNICEF sólo ha recibido hasta la fecha 4,6 millones de dólares. Subrayó que las otras instituciones que actúan en el país afrontan igual escasez de fondos.

“Un niño menor de cinco años sufre ya malnutrición leve que puede causar retardo en el crecimiento y afectar a su desarrollo cognitivo”, declaró por su parte el portavoz de UNICEF a la agencia Reuters, citando un sondeo de 2010. Según el mismo, 88.400 niños no comen lo suficiente y están considerados en riesgo de grave desnutrición. Estimó que 11.400 niños mueren cada año ante de cumplir los cinco años.

Según datos de UNICEF, en torno a un 28 % de las mujeres norcoreanas, de entre 15 y 49 años, están subalimentadas.