Denuncian la persistencia de la esclavitud en Mauritania

No es considerada un delito por los tribunales

| 634 hits

WASHINGTON, 26 noviembre 2001 (ZENIT.org).- Activistas por la abolición total de la esclavitud han afirmado que en Mauritania este fenómeno está en aumento principalmente porque no es considerada un delito por los tribunales.



Los juzgados rehúsan admitir los casos de esclavitud porque oficialmente no existe, habiendo sido declarada fuera de la ley hace 20 años, dijeron algunos militantes en una reunión celebrada la pasada semana en la Universidad Georgetown, en Washington D.C.

Mientras que funcionarios del gobierno de la República islámica indican que la esclavitud no existe en el país, los activistas afirmaron en la reunión que «poseer esclavos es como poseer rebaños, un símbolo de prestigio».

En la reunión se citó a Nassar Yessa, cofundador de SOS Esclavos Mauritania, quien afirma que «los esclavos aceptan su posición y están contentos de ser esclavos porque se les ha enseñado que existe el paraíso bajo el pie de tu amo».

La organización de Yessa esta trabajando para lograr que los tribunales reconozcan el derecho de los esclavos a la libertad.

Entre quienes hablaron en la reunión estaba Khaliva Hamadi, un ex esclavo que habló sobre la vida de un esclavo en Mauritania; Jimmy Mulla, presidente de la Voz de la Libertad, del Sur de Sudán; y John Eibner de «Christian Solidarity International», organización que en Sudán ha comprado la libertad de centenares de personas.

Un funcionario del Gobierno de Mauritania rechazó las acusaciones, en particular el testimonio de Hamadi. «A nadie en Mauritania se le permite poseer un ser humano», afirmó.

Mauritania, con 2.750.000 habitantes, en casi un 100% musulmanes, tiene una esperanza de vida de 51.14 años. El 53.4% de los hombres y el 40% de las mujeres saben escribir.