Documento para la Convención Europea sobre el papel del monaquismo

| 511 hits

ROMA, 23 enero 2003 (ZENIT.org ).- La Convención Europea cuenta para sus trabajos de redacción de la futura Constitución con una nueva aportación que refleja el papel del cristianismo y del monaquismo en la cultura europea.



Se trata de la «Carta de Subiaco», presentada el miércoles por el abad de Subiaco, Mauro Meacci, el embajador de Italia ante la Santa Sede y la presidenta del Foro de las asociaciones familiares, según informa el portal de las comunidades religiosas VID .

El texto definitivo reconoce que en la obra evangelizadora de Europa --«que innegablemente ha sido también una obra de civilización»--, San Benito y el monaquismo jugaron un papel primordial.

La figura de san Benito une la antigüedad clásica con la Edad Media, y «esta extraordinaria capacidad de síntesis entre fe religiosa y razón, entre trabajo y contemplación, ha sabido crear un humanismo sabio capaz de constituir durante siglos el elemento aglutinante de los hombres y del pueblo de Europa», se lee en el documento.

Además, los promotores de la Carta hacen un llamamiento para que la Convención reconozca el valor de los derechos fundamentales de la persona humana.

Entre ellos citan «el derecho a la vida desde la concepción hasta la muerte natural, la atribución del concepto jurídico de familia sólo a la pareja heterosexual constituida con el matrimonio, y la prohibición de toda forma de clonación humana».

San Benito de Nursia (centro de Italia), conocido como el padre del monacato occidental, nació en 480. Formado en Roma, vivió retirado llevando una vida eremítica, reunió algunos discípulos y fundó varios monasterios en Subiaco.

Más tarde fundó el célebre monasterio de Montecassino, donde murió en el año 547, después de escribir la Regla monástica que lleva su nombre y que ha sido la más extendida en Occidente.

El Papa Pablo VI lo proclamó patrono de Europa por la extraordinaria influencia que tanto su persona como sus monjes ejercieron en el establecimiento de las raíces cristianas en este continente.