Dos colegios religiosos denuncian a la Junta de Andalucía

La administración no renueva sus conciertos educativos por ''razones ideológicas''

Madrid, (Zenit.org) Iván de Vargas | 1973 hits

Los titulares del colegio "San Juan Bosco" de Morón de la Frontera (Sevilla), perteneciente a la congregación religiosa de los Salesianos, han decidido interponer un recurso contencioso-administrativo, ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, contra la decisión de la Consejería de Educación de no renovar su concierto educativo. 

Asimismo, tras una reunión informativa con el abogado de los Salesianos, Jesús Muñoz de Priego Alvear, 55 padres solicitantes de plaza en Educación Infantil han manifestado también su intención de acudir a la vía judicial, y solicitar medida cautelar, para que sus hijos puedan empezar el curso en el citado centro religioso. Una medida que se suma a la ya adoptada días atrás por los padres afectados por la reducción de concierto en el colegio de los Escolapios de Montequinto (Sevilla).

Un ejemplo a seguir

En declaraciones a ZENIT, Jesús Muñoz de Priego considera que “esta decisión de recurrir la orden por parte de las mismas familias afectadas puede ser novedosa, pero no hace más que poner de manifiesto que la comunidad educativa (titulares, familias y trabajadores del centro) camina unida en este proceso, que los padres no se dan por vencidos y se implican personalmente en la defensa del ejercicio de su libertad de enseñanza". 

Además, el abogado insiste en la importancia de hacer ver a la sociedad andaluza como "con estas reducciones de conciertos a quien se está perjudicando es fundamentalmente a los padres y a la ciudadanía, limitándoles su derecho a elegir modelo educativo”.

Ante esta situación, Muñoz de Priego reconoce que, “no sería descartable que los padres afectados de los demás centros andaluces con reducción de concierto siguieran el ejemplo de Escolapios de Montequinto y Salesianos de Morón de la Frontera”.

Atentado contra la libertad

Otras fuentes del sector denuncian que, “la retirada del concierto educativo, que la administración andaluza ha basado en estrictas razones ideológicas, se realiza pese al informe favorable de todas las Comisiones Provinciales de Conciertos (conformadas por la administración educativa, patronales, sindicatos, padres y ayuntamientos)”.

Es más, “en las Leyes de Presupuestos estatal y autonómica no se contempla ningún recorte de unidades, pues se consignan las partidas presupuestarias para hacer frente al mismo número de unidades que el pasado curso”, apuntan esas mismas fuentes.

Por su parte, la Federación de Sindicatos Independientes de Enseñanza de Andalucía (FSIE-A) asegura que "cualquier recorte en educación es un retroceso en materia de políticas de bienestar social y atenta contra la libertad educativa consagrada en el artículo 27 de nuestro texto constitucional".

Para saber más: http://www.estamosdesconcertados.com.