Doscientos millones de esclavos en el mundo

Italia prepara una ley contra el «tráfico de personas» como delito

| 1049 hits

ROMA, 1 mar 2001 (ZENIT.org).- A inicios del tercer milenio en el mundo hay más esclavos que nunca. En total unos doscientos millones de personas. Lo confirma un informe que presentaron ayer la Comisiones Shengen (que estudia el libre tránsito en los países de la Unión Europea) y la Comisión Antimafia del Parlamento italiano.



Los datos, según el informe, son alarmantes. Los nuevos esclavos, sobre todo mujeres y niños mueven, en buena parte a través de la prostitución, un facturado anual de entre 7 y 13.000 millones de dólares y aumenta entre un 40 y un 50% al año.

Otros dos millones de niños son víctimas de abusos sexuales en el mundo con un volumen de negocio de más de 5.000 millones de dólares.

Sólo los vídeos pornográficos dan un beneficio de 280 millones de dólares. Las mujeres empujadas a la prostitución son medio millón en Europa.

En Italia, por ejemplo, se calcula que 50.000 mujeres son obligadas a ejercer la prostitución por parte de estas redes delictivas que las mantienen esclavizadas. Una tercera parte de ellas son menores de edad y sólo el 50% sabía al principio que estaban destinadas a este mercado.

Según la Interpol, la prostitución produce entre 5 y 7.000 millones de dólares al año y cada mujer vale entre 120-150.000 dólares.

La Comisión Antimafia de la Cámara italiana afirma que, entre 1999 y 2000, a Italia han llegado cerca de 77.000 inmigrantes. Muchos lo han hecho por tierra: en el 2000, por la frontera con Francia, se ha tenido información de 5.000 inmigrantes, más 9.000 que han entrado por la frontera eslovaca.

La mayor parte de los inmigrantes vive en esclavitud ya antes de salir de su país porque se les exigen cantidades exorbitantes para sus posibilidades, que deben pagar con su trabajo en el país de llegada. Un trabajo que se presenta, de partida, honesto y legal y que al final se vuelve degradante. Para que la persona no se rebele, se recurre con frecuencia a amenazas de muerte contra sus familiares en los países de origen.

A pesar de que se trata de un problema mundial, la Cámara de los diputados ha dado el primer vía libre a un proyecto de ley contra los nuevos mercaderes de esclavos.

El proyecto de ley, que homologa a los traficantes de esclavos con los mafiosos, ya ha sido aprobado por la Comisión de Justicia de la Cámara. Ahora bien, con toda probabilidad no podrá ser aprobado en breve tiempo por el Senado, pues la actual legislatura camina a su fin, ya que habrá elecciones generales en primavera. Pero se espera que el proyecto vaya rápido tras las nuevas elecciones, visto el consenso de todas las fuerzas políticas.

La nueva norma introducirá en el Código Penal el delito asociativo de tráfico de personas para el que están previstos entre 5 y 20 años.