El Consistorio continua el debate sobre la familia, divorciados y vueltos a casar

El consistorio no dará respuestas inmediatas, sino que abrirá la reflexión teniendo en vista el Sínodo de obispos de 2015

Ciudad del Vaticano, (Zenit.org) Rocío Lancho García | 1957 hits

El Consistorio que ayer y hoy reúne en el Vaticano al colegio cardenalicio ha visto unas 43 intervenciones. Algunos cardenales además han facilitado su intervención por escrito para facilitar su profundización y reflexión teniendo presente el Sínodo de obispos sobre el mismo tema que se realizará en el 2015.

Entre los temas abordados, ha indicado el director de la Oficina de Prensa, padre Federico Lombardi, destaca la concepción de la familia según la perspectiva antropológica cristiana y su valoración en el contexto de la cultura secularizada, la cual  posee una concepción diversa de la familia, de la sexualidad y de la persona y en la que el enfoque cristiano se encuentra a veces en dificultad.

La reflexión "no se ha desarrollado en un clima de lamentaciones sino de realismo" indicó y se ha constatado "la dificultad cristiana en una cultura que va, prevalentemente, en otra dirección", ha indicado el portavoz. Por otro lado se ha citado varias veces la Teología del cuerpo enunciada por Juan Pablo II, así como la encíclica Familiaris Consortio, y el Catecismo de la Iglesia Católica.

Otra cuestión afrontada ha sido la pastoral de la familia en diversos ámbitos, insistiendo sobre todo, en la preparación al matrimonio y en la espiritualidad conyugal y familiar. Se ha hablado también el problema de los divorciados que se han vuelto a casar desde el punto de vista jurídico canónico y se han comentado los procedimientos de nulidad para mejorarlos y simplificarlos.

Sobre la admisión a los sacramentos de los separados o divorciados que se han vuelto a casar, "las intervenciones han sido amplias y profundas. Aquí tampoco el clima ha sido de tensión o de ansia, sino muy positivo, de discernimiento, de búsqueda conjunta del camino para conjugar lo mejor posible la fidelidad a las palabras de Jesús con la misericordia divina y la atención a las situaciones concretas, siempre con gran sensibilidad", ha dicho el padre Lombardi.

El portavoz ha reiterando que si bien no haya que esperar del consistorio una orientación unitaria, sí ha habido una introducción alentadora a la tarea del Sínodo, "que al trabajar con esta amplitud de horizontes, estará en el buen camino para progresar en la respuesta pastoral de la Iglesia a las esperanzas, muy sentidas, en este ámbito".

Del mismo modo ha recordado que estamos al inicio de un camino que durará dos años y que no hay que pensar en el Consistorio como, "un camino que se cierra en sí, hay que pensar también en el Sínodo de 2015".

Por último los cardenales han debatido sobre algunos contextos específicos de la pastoral familiar, como la emigración o la ignorancia religiosa.

 Asimismo, el Santo Padre ha anunciado a los presidentes del Sínodo de la Familia. Se conocían ya el relator, cardenal Erdo, y el secretario especial que es monseñor Bruno Forte. Esta mañana, el papa Francisco ha anunciado a los tres presidentes: el cardenal Vingt-Trois, arzobispo de París; el cardenal Tagle, arzobispo de Manila; y el cardenal Damasceno Assis, arzobispo de Aparecida.