El futuro podría estar en los «bancos» de placentas

| 838 hits

ROMA, 29 agosto (ZENIT.org).- ¿La clonación? No será necesaria para la medicina. Lo dice convencido el director del Instituto de Ginecología de la Universidad Católica de Roma, Salvatore Mancuso, pues «en un futuro no lejano, los médicos podrán "construir" órganos de recambio sin necesidad de recurrir a esta técnica. Bastará utilizar células estaminales humanas presentes en la placenta o en el cordón umbilical en el momento del nacimiento».



«La práctica de la clonación --ha explicado el científico en el XVIII Congreso Internacional de la Sociedad de Trasplantes, que se celebra del 26 de agosto hasta el 1 de septiembre en Roma-- puede ser superada utilizando las células estaminales de adulto. Se encuentran, en grandes cantidades, en el cordón umbilical y en la placenta. Por tanto, si se recogieran estas células de manera sistemática y se conservaran, en el futuro, no serían necesarias largas esperas para tener a disposición instrumentos terapéuticos».

El científico explicó a sus colegas de los cinco continentes que se trataría «de aplicar técnicas ya utilizadas en la terapia de tumores, cuando se intensifica la quimioterapia. Con las células "criopreservadas", es decir, congeladas antes de iniciar la intensificación de la terapia, se logra después volver a "colonizar" la médula del paciente con tejidos de su mismo organismo».

El profesor considera que esta técnica podría ofrecer nuevos elementos de reflexión en el debate que ha estallado tras el juicio positivo expresado por el gobierno británico a los programas de clonación de embriones humanos con objetivos terapéuticos.

Se discutirá sobre este argumento en el congreso «The early human life», que está ayudando a organizar el profesor Salvatore Mancuso en la Universidad Católica de Roma, del 6 al 8 de septiembre, en el marco de las actividades previstas para el Jubileo de los profesores universitarios.