El presidente Medvedev venera la Santa Corona de espinas

Peregrina a la catedral de París con su esposa

| 2565 hits

PARÍS, jueves 4 de marzo de 2010 (ZENIT.org).- El presidente ruso, Dimitri Medvedev, fue recibido este martes en Notre-Dame de París, indica un comunicado de la catedral de la capital francesa.

Invitados por el rector de la catedral de Notre-Dame de París, monseñor Patrick Jacquin, el presidente ruso y su esposa peregrinaron a Notre-Dame para venerar la reliquia de la Santa Corona de espinas, el 2 de marzo por la tarde.

El matrimonio estuvo acompañado por el presidente del departamento de relaciones exteriores del Patriarcado de Moscú, el metropolitano Hilarion de Volokolamsk, y por el arzobispo Innocent de Cheronèse, del Patriarcado de Moscú en Europa occidental.

La ceremonia tuvo lugar en presencia del obispo auxiliar de París, monseñor Jérôme Beau -representante del cardenal André Vingt-Trois, arzobispo de París- y del padre Jean Quris, secretario general adjunto de la Conferencia de los Obispos de Francia.

El presidente ruso y su esposa participaron en un oficio de veneración de la Santa Corona de espinas y de reliquias de la Pasión en la capilla capitular de la Orden del Santo Sepulcro, en presencia de canónigos de la catedral y de caballeros del Santo Sepulcro.

El oficio de la Cruz fue cantado por un coro de seminaristas ortodoxos.

Después de este oficio y antes de salir de la catedral, todos fueron a venerar el icono de María ofrecido al cardenal André Vingt-Trois por Alexis II, Patriarca de Moscú y de toda Rusa, el 3 de octubre de 2007 durante su visita a París, icono colocado después en el transepto norte de la catedral.

La veneración de la Santa Corona de espinas y de las reliquias de la Santa Cruz tiene lugar especialmente los viernes de Cuaresma.

La celebración se transmite en directo por Radio Espérance, a través del satélite WorldSpace y en línea.