El próximo sínodo extraordinario: 'Un gran amor del papa por las familias'

Mons. Paglia presenta la Plenaria del Pontificio Consejo de la Familia. Se celebra del 23 al 25 de octubre en Roma

Ciudad del Vaticano, (Zenit.org) Rocío Lancho García | 868 hits

El Pontificio Consejo para la Familia tendrá su Asamblea Plenaria del 23 al 25 de octubre. Durante la presentación a la prensa del evento, monseñor Vincenzo Paglia, presidente de este dicasterio, ha afirmado que el anuncio sobre el próximo sínodo extraordinario de los obispos en octubre de 2014 dedicado a la familia "representa un gran acto de amor del papa por las familias" así como también es una indicación "para que también otras instituciones pongan a la familia en el corazón de sus preocupaciones". Monseñor Paglia ha señalado que vivimos un momento paradójico, en el que la familia está en el ápice de los deseos pero también se ve la fragilidad, la debilidad y la oposición que encuentra.

Durante la Asamblea Plenaria, las jornadas del 23 y 25 de octubre estarán dedicadas al trabajo del Comité de la Presidencia, de los miembros y los consultores. Mientras que el día 24 se ha organizado un congreso abierto al público sobre la Carta de los Derechos de la Familia, bajo el título "Nuevos Horizontes antropológicos y derechos de la familia". Durante este día, se contará con la presencia de los cardenales Luis Antonio Tagle y John Olorunfemi Onaiyekan. Además, distintas personalidades de ámbitos como educación, derecho o filosofía, darán sus ponencias sobre temas como el matrimonio, la Carta de los Derechos de la Familia y la mujer. Estas sesiones serán acompañadas por un tiempo de debate.

Así mismo, la mañana del 25 se concluirá con la audiencia del santo padre. Por otro lado, esa misma tarde será presentada por monseñor John McIntyre, obispo auxiliar de Filadelfia, el VIII encuentro Mundial de las Familias, que tendrá lugar en esa ciudad estadounidense del 22 al 27 de septiembre de 2015.

Monseñor Paglia, también ha querido recordar que "la familia es el recurso más importante de la humanidad" y "la obra maestra de Dios".  También ha señalado que nos encontramos delante de una situación nueva respecto a la de hace 30 años cuando se celebró en Roma el Sínodo extraordinario sobre la familia, "treinta años en los que ha cambiado mucho la cultura, la actitud y los problemas de nuestras familias".