El retorno de los ángeles, entre devoción y mistificación

Entrevista con el padre Marcello Stanzione, experto

| 2171 hits

ROMA, martes, 6 junio 2006 (ZENIT.org).- La devoción al ángel de la guarda parece no estar ya entre las prioridades de la formación de los católicos, y al mismo tiempo emerge una atención morbosa por ángeles y demonios suscitada por sectas y movimientos «new age».



Para afrontar este tema de gran actualidad, Zenit ha entrevistado al padre Marcello Stanzione, párroco de la Abadía de Santa María La Nova, en Campagna (Italia), gran experto del tema, autor de numerosos ensayos y libros; el último, publicado en italiano se titula «365 día con los Ángeles» («365 giorni con gli angeli», editorial Gribaudi),

Don Marcello refundó en 2002 la asociación católica (Milicia de San Miguel Arcángel), que organiza cada año una reunión teológico-pastoral sobre los ángeles. Se acaba de celebrar, los días 1-2 de junio, la segunda edición de esta reunión, en la Abadía de Santa María La Nova, con el tema «El retorno de los ángeles hoy, entre devoción y mistificación».

--¿Qué representan los ángeles para la fe católica y por qué hoy suscitan más interés entre otros grupos y movimientos religiosos que entre los cristianos?

--Don Marcello: Lamentablemente, la catequesis sobre la evangelización ha sido un poco carente en este punto del conocimiento del mundo de los ángeles. Otros se han aprovechado del vacío que se ha creado. En la teología, lo que es central es la doctrina sobre Dios, sobre la Santa Trinidad y sobre Jesucristo, pero los ángeles no son realidades inútiles o superfluas porque forman parte de la revelación de Dios.

Los ángeles son criaturas como nosotros, con una diferencia ontológica. Nosotros nacemos y morimos, los ángeles no mueren y nos han sido dados por Dios para hacernos compañía. Los ángeles son un complemento importante en la creación del cuerpo, son los mejores amigos de los seres humanos. Un teólogo ha escrito que los ángeles son siervos de Dios y se hacen siervos de quienes se hacen siervos de Dios.

Algunos sostienen que Jesucristo, siendo el único mediador, no tiene necesidad de los ángeles. En realidad, en los Hechos de los Apóstoles, no está sólo el Espíritu Santo sino la historia de la Iglesia primitiva que revela el papel fundamental de los ángeles. Podemos decir que Jesucristo es el único mediador y los ángeles colaboran en la mediación de Jesucristo. El descenso de la atención y veneración de los ángeles, en los últimos cincuenta años, se debe a una cierta secularización, influenciada por una deriva protestante, que critica la veneración de la Virgen, la veneración de los santos y la veneración de los ángeles. Sobre la naturaleza y el papel de los ángeles no se ha hecho una evangelización clara y hay una cierta confusión incluso entre los católicos.

He escrito y publicado varios textos de oraciones cristianas a los ángeles para evitar que también los catequistas creyeran o usaran textos ambiguos que circulan en las librerías. Varios de estos textos ambiguos son reseñados por revistas católicas sin hacer ninguna observación crítica. Son ensayos que se basan en la astrología, en los 365 grados del zodíaco y sostienen que cada cinco grados hay un ángel protector, por lo que quien ha nacido en esos cinco grados tiene ese ángel protector.

Es una especie de magia blanca. He conocido a varias personas de Iglesia que confundían la devoción católica con estos ritos. Por otra parte, bastaría entrar en una librería para encontrar en el sector esotérico unos 30 ó 40 títulos sobre los ángeles. Esto indica la gran confusión que hay. Hay pocos autores católicos que escriban textos ortodoxos sobre los ángeles.

--¿La intercesión de los ángeles ante el Señor se les ha pasado por alto a los católicos?

--Don Marcello: Existe este problema. A algunas personas les resulta cómodo usar a los ángeles para falsear la relación con Jesucristo y con las instituciones eclesiásticas. De este modo, se falsea también la enseñanza de los diez mandamientos y la de la moral. Es una religión a la carta, con los ángeles que sirven para hacerte encontrar un novio o aparcamiento para el coche. En resumen, se hace un uso banal, un uso mágico. En cambio, el ángel tiene una gran dignidad; incluso el ángel más sencillo es mucho más inteligente y potente que el ser humano. Es evidente la carencia que se ha dado al educar a las nuevas generaciones en la devoción y la relación con los ángeles. Desde hace quince años me ocupo de esta cuestión y, en esta obra de educación, soy apreciado y apoyado por mi obispo.

--¿Los ángeles son anteriores a la creación del hombre? ¿Qué sucede con Lucifer?

--Don Marcello: Sobre el nacimiento de los ángeles existe un debate en curso, en el sentido de que algunos sostienen que los ángeles han sido creados antes que los hombres, y para otros contemporáneamente a los hombres.

En cuanto a Lucifer, es la prueba de que Dios no impone la fe y no quiere ser amado por fuerza sino que deja libertad de elección.

Hay que precisar que no hay dualismo, en el sentido de que Lucifer no es antagonista de Dios. Lucifer es antagonista de Miguel porque Dios no se abaja a combatir a Lucifer, sino que manda a Miguel.

--¿Cuál es el objeto del congreso que organizan anualmente?

--Don Marcello: Cada año, a principios de junio, hacemos una reunión sobre los ángeles. El año pasado profundizamos en la figura de san Miguel. Este año hablamos de los ángeles hoy, entre devoción y mistificación. El año que viene profundizaremos en la relación entre los ángeles y los santos.

De este modo queremos llenar una laguna y superar el prejuicio por el que la discusión sobre los ángeles no se considera digna de debate teológico. Nosotros damos a nuestros congresos un enfoque teológico y sobre todo pastoral.

--¿Es plausible y cristiano pensar que cada uno de nosotros tiene un ángel de la guarda?

--Don Marcello: Quien no cree en la existencia del ángel de la guarda se sitúa fuera de la doctrina de fe. Cada persona tiene un ángel como un buen pastor, lo dice también el Catecismo de la Iglesia Católica. No se puede decir que se cree en Dios, en el Espíritu Santo, en la Virgen, sin creer en los ángeles.

Nosotros vemos a los ángeles en la historia de la Biblia y en la historia de la Iglesia. Muchos santos han tenido contactos frecuentes con los ángeles, han experimentado una relación. Diversos místicos hablan de la relación con los ángeles.

--¿Qué sugiere, entonces?

--Don Marcello: Pienso que los tiempos están maduros para que en las Facultades teológicas se creen cursos sobre angelología y demonología.