Comparta este artículo

En Cristo, la ley se cumple perfectamente y, aún más, se supera

III Domingo del Tiempo Ordinario C “Todo el pueblo lloraba mientras escuchaba las palabras de la ley” (Ne 8,9). Todo el pueblo de Israel, escuchando las palabras de la ley, ¡llora! Llora de conmoción y llora de dolor. En uno y …