Entregan en El Vaticano más propuestas para la JMJ Río 2013

Visita del papa a una favela. Programa definitivo a finales de abril. Se esperan dos millones de personas

Roma, (Zenit.org) H. Sergio Mora | 948 hits

El arzobispo de Río de Janeiro Orani Tempesta, presidente del Comité Organizador de la Jornada Mundial de la Juventud 2013, indicó que una nueva agenda para el evento que se realizará entre el 23 y 28 de julio, fue presentada en Roma para que decida el papa Francisco.

El arzobispo Tempesta estuvo en Roma en la primera misa del pontificado del santo padre, y el martes 26 de marzo anunció a la prensa local que el pontífice viajará a Río de Janeiro para la JMJ. El prelado brasileño llevó al Pontificio Consejo para los Laicos una serie de propuestas de actividades que el papa Francisco podría realizar, incluso al margen del programa fijo de la Jornada.

El arzobispo de Río indicó que los actos centrales: acogida, via crucis, vigilia y misa de conclusión, contarán con la presencia del papa, así como el almuerzo de Francisco con doce jóvenes de todos los continentes.

Entre las propuestas está la visita a una favela, a la imagen de Cristo Redentor en el Corcovado y también una visita al santuario de la Penha, así como un encuentro con los obispos y otro con jóvenes que tienen vocación religiosa.

Por su parte Marcio Queiroz, director del Sector de Comunicación de la Jornada, indicó que ahora es necesario esperar la respuesta del santo padre y de sus asesores y que hacia el 28 de abril se piensa divulgar el programa oficial.

“Fue sugerido --precisó Queiroz- que visite alguna favela de Río, ninguna en especial. Si acepta, vamos a evaluar todos los aspectos necesarios, como seguridad, accesibilidad y otros detalles importantes”.

Las medidas de seguridad para la JMJ son importantes, con más de doce mil policías en las calles. Será operada por el estado de Río de Janeiro que usará la policía civil y militar, a través de la Secretaría de Grandes Eventos, del Ministerio de Justicia, que articula la policía 'Rodoviaria' (transportes), y la Fuerza Nacional de Seguridad, así como el Ministerio de Defensa con las Fuerzas Armadas. La seguridad del papa será tratada a 'nivel uno' el máximo de protección, como se realiza con jefes de estado cuya presencia se considera bajo peligro de atentados.

También el asesor de la Comisión de Juventud de la Conferencia Episcopal de Brasil (CNBB), padre Carlos Savio Ribeiro, fue recibido en audiencia la semana pasada por el papa Francisco. Y le entregó un kit de la JMJ con la camiseta, y la revista del grupo Jóvenes Conectados, relacionado con la CNBB, que informa del trabajo de la Iglesia junto a los jóvenes. Indicó que el papa le dijo: “Qué bonito, quiero participar en todo, y con mucha intensidad".

Para la jornada ya se han inscrito casi un millón de fieles y se espera que lleguen otros tantos.