España: El ministro de Justicia insiste en que la nueva ley de aborto estará ''muy pronto''

Derecho a Vivir: ''Un gobierno con mayoría absoluta no puede regatear en la defensa de la vida humana''

Madrid, (Zenit.org) Redacción | 983 hits

El anuncio de la nueva ley del aborto, cuyo proyecto será aprobado “muy pronto”, según adelantó el propio ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, es acogido con satisfacción aunque también con cautela por la plataforma Derecho a Vivir.

Dicha preocupación no es obstáculo, en todo caso, para reconocer que la sociedad española asiste a un momento relevante pues por primera vez se podría avanzar en la protección legal de la vida desde 1985.

En ese sentido, la plataforma considera que “España puede ser un ejemplo para el resto de Europa y el mundo si se producen cambios de verdadera importancia”.

Sin embargo, las pocas pistas que el ministro de Justicia ha ofrecido sobre el contenido del proyecto legal, a lo largo del año y medio de legislatura, “nos obliga a recelar, pues han sido demasiadas palabras, promesas y gestos y muy poca concreción, sobre todo (especialmente culpable) con un gobierno sostenido por una mayoría absoluta en el Parlamento”, explica la doctora en Medicina y portavoz de Derecho a Vivir, Gádor Joya, que apostilla: “Un gobierno con mayoría absoluta no puede regatear en la defensa de la vida humana”.

En su opinión, la reforma legal debería contemplar, entre otras medidas, “la supresión del sistema de plazos, porque el aborto no es un derecho; el fin del aborto eugenésico en su totalidad, ya que no podemos aceptar la existencia de enfermos de primera y de segunda categoría; y la abolición del supuesto de riesgo para la salud psicológica de la mujer, ya que el embarazo per se no supone un riesgo para la salud mental de la mujer y sí lo es el entorno hostil en que ésta se pueda encontrar”, sostiene Joya.

“Es importante recalcar –concluye Gádor Joya- que el derecho a la vida ha de prevalecer siempre ante cualquier situación. Sólo cuando se enfrentan derechos iguales es posible hablar de conflictos. El derecho a la vida del nasciturus nunca ha de ser supeditado a otros intereses que, aunque loables, no pueden considerarse equiparables”.

Para saber más: DerechoaVivir.org.