España: II Congreso «Católicos y vida pública»

Alfonso Coronel: En la educación, nos jugamos el futuro

| 422 hits

MADRID, 17 nov (ZENIT.org).- Esta mañana ha dado comienzo, en el aula magna de la universidad San Pablo-CEU, el II Congreso «Católicos y vida pública», que este año lleva por título «Educar para una nueva sociedad».



En el encuentro participan más de 600 profesionales del campo de la educación, la cultura, el derecho y los medios de comunicación. El congreso --organizado por la Fundación San Pablo-CEU-- fue presentado por su presidente, Alfonso Coronel de Palma, y por el nuncio de Juan Pablo II en España, Manuel Monteiro de Castro.

El arzobispo Monteiro de Castro defendió la actuación pública de los católicos, «sin imponer su fe a nadie, pero tratando que todos acepten libremente el respeto a Dios y a los hombres como algo inseparable». El «embjador» del Papa en Madrid pidió en su alocución que la educación «sirva para que el hombre sea cada vez más hombre, con los otros y para los otros».

La primera ponencia marco corrió a cargo del ex director general de la Unesco, Federico Mayor Zaragoza, quien denunció el peligro que podría traer consigo la llamada «sociedad de la información».

«Puede llegar un momento --advirtió-- en que poseamos mucha información, pero carezcamos de formación y no tengamos tiempo para pensar, sentir, reflexionar o mantener convicciones propias».

Para comprender mejor los objetivos que se plantea este Congreso Zenit ha entrevistado a Alfonso Coronel de Palma, presidente de la Asociación Católica de Propagandistas y de la Fundación Universitaria San Pablo-CEU.

--Zenit: ¿Por qué organizar un Congreso sobre «Católicos y Vida Pública»?

--Alfonso Coronel: Nos hemos dejado llevar por el discurso laicista que respeta una fe en el ámbito de lo estrictamente privado y propone un lenguaje dualista entre la esfera pública y la esfera privada. Pero la verdad es que la fe ilumina a la razón y todos los actos de nuestra vida. Por lo tanto, los católicos tenemos que salir de la sacristía y a nosotros nos corresponde implicarnos en todas las realidades sociales para colaborar con vocación de servicio y sentido de responsabilidad en la consecución del bien común.

--Zenit: ¿Por qué se ha elegido el título «Educar para una nueva sociedad»?

--Alfonso Coronel: Este año hemos elegido este tema porque con la Educación está en juego el futuro de nuestros hijos y de la sociedad. Queremos analizar los retos de la educación en la nueva sociedad propiciando un foro de debate en el que participen todas aquellas que tengan algo que aportar. Por este motivo, el Congreso se ha estructurado en cinco sesiones o ponencias marco que se dividen en mesas redondas en las que participaran 75 conferenciantes del ámbito social, académico, y político y más de 600 personas, de las que cerca de un centenar han presentado comunicaciones, donde se debatirán temas tan importantes como el multiculturalismo, el papel de los padres, o la libertad de educación.

--Zenit: ¿Existe libertad de educación en España?

--Alfonso Coronel: Si comparamos con nuestros vecinos de la Unión Europea podemos decir que sí existe libertad de educación pero entiendo que seguimos un modelo de corte estatalista. Entiendo que el Estado debe facilitar los medios para garantizar el derecho a la educación de todos los ciudadanos, establecer los controles sobre la calidad de la educación y crear centros de titularidad estatal de forma subsidiaria es decir, cuando no existan otros centros de iniciativa social. Por otro lado, en nuestra sociedad cuando se han liberalizado todos los sectores estratégicos, la educación permanece con un alto grado de estabilización, soy partidario de que el estado financie y subvencione a las personas que lo necesiten con criterios de justicia social antes que a instituciones. En este sentido la persona tendría el derecho a elegir la educación que quiere para ellos mismos o para sus hijos entre todos los centros, primando así la calidad.

--Zenit: ¿Qué papel tienen los padres en la educación?

--Alfonso Coronel: Creo que hoy debemos preguntarnos si corresponde al Estado el derecho a Educar o si somos los padres, los verdaderos titulares de este derecho. Entiendo que no podemos desentendernos y delegar la educación de nuestros hijos al Estado. Tenemos que potenciar al máximo la implicación de los padres a través de los centros, al igual que en los consejos de los medios de comunicación de titularidad estatal, porque hoy el proceso educativo pasa por los medios de comunicación.

--Zenit: El debate de las Humanidades y clases de religión está abierto: ¿Qué opinión le merece los problemas que se plantean hoy?

--Alfonso Coronel: Las humanidades tienen una importancia vital y está por encima de las modas. El conocimiento de las humanidades nos une a la tradición cultural de la que somos herederos, la cultura greco-romana, la cultura cristiana que no sólo afecta a nuestra nación, España, sino a toda Europa. Si queremos integrarnos en una Europa Unida cada sujeto debe conocer la historia y los puntos de afinidad con los demás países comunitarios.

El liderazgo y la labor de la Iglesia en el ámbito educativo son indiscutibles, no pueden quedarse fuera las instituciones educativas religiosas que tienen algo que decir. Pero además de la clase de religión el debate que se está realizando en el Congreso tiene un alcance mayor.