Europa: Acuerdo sobre la «Carta Ecuménica» europea

Firmado entre representantes católicos y de otras Iglesias y comunidades

| 756 hits

ROMA, 1 febrero 2001 (ZENIT.org).- Los dos máximos organismos de diálogo ecuménico que representan a las Iglesias cristianas europeas han llegado un acuerdo sobre el texto de la «Carta Ecuménica», el documento que trazas las líneas de orientación para la cooperación entre ellas.



El anuncio ha sido hecho en Oporto, donde el lunes pasado concluyó un encuentro de la comisión conjunta del Consejo
de las Conferencias Episcopales Europeas católicas (CCEE) y de la Conferencia de las Iglesias Europeas (KEK). Este último organismo reúne a diversas Iglesias y comunidades ortodoxas protestantes y a la comunión anglicana.

En un comunicado conjunto, hecho público ayer por el CCEE y la KEK, se dice que el documento será firmado, y dado a conocer el próximo 22 de abril en Estrasburgo, por parte de los presidentes de los dos organismos, el metropolitano Jérémie, del Patriarcado Ecuménico, y el cardenal Miloslav Vlk, arzobispo de Praga.

De este modo, se pondrá broche de oro al encuentro ecuménico europeo que se celebrará en la ciudad alsaciana, del 17 al 22 de abril próximos. Se trata de la cita ecuménica más importante en el viejo continente en los últimos cuatro años.

En Oporto, se ha superado el obstáculo más importante para la aprobación del documento. Dentro de la KEK, era difícil para algunas confesiones aceptar que lo decidido por un organismo ecuménico tuviera obligatoriedad para cada de una de las Iglesias. Es un problema delicado, ligado a la identidad propia de cada confesión.

La solución ha llegado con el acuerdo de otorgar al texto la categoría de «texto base» del que, luego, cada Iglesia, hará la aplicación oportuna, según su propio contexto.

Se dice en la introducción del documento, según ha explicado al diario Avvenire el padre Aldo Giordano, secretario del CCEE, que esta Carta no tiene autoridad teológica, dogmática o jurídica. Ahora bien, añade, esto no significa que no tengan valor los compromisos que contiene.

«Cada uno --explica el padre Giordano-- los recibirá y adaptará a la propia situación, quizá incluso confrontándose, en el ámbito local, con las otras confesiones cristianas presentes en el propio territorio».

El texto no ha sido dado a conocer pero se sabe que la estructura fundamental corresponde al primer borrador que se publicó en el sitio Internet de la Conferencia Episcopal de Suiza CCEE (http://www.kath.ch/ccee/).

Además de desatar un nudo importante en el diálogo, como ha sido el texto de la Carta, la comisión conjunta de Oporto a afrontado otros temas relacionados con el diálogo entre los cristianos en Europa.

En especial, el encuentro ha sido la ocasión para hacer una reflexión más serena sobre la declaración «Dominus Iesus». En el comunicado, los dos organismos reconocen «la necesidad de hacer una lectura atenta, profunda y teniendo en cuenta el debido contexto». Asimismo invitan a profundizar en la relación entre «Iglesia una y muchas Iglesias».