«¡Europa por Cristo!», un proyecto para devolver esperanza a los cristianos

Entrevista con Martin Kugler, historiador y promotor de la iniciativa

| 879 hits

ROMA, lunes, 30 enero 2006 (ZENIT.org).- El historiador Martin Kugler, autor de una tesis sobre la «resistencia de los cristianos contra el nazismo», ha lanzado con su mujer, Gudrun Kugler-Lang, un proyecto llamado «¡Europa por Cristo!».



Su objetivo: devolver audacia a los cristianos y ayudarlos a influir en el desarrollo de Europa. En esta entrevista, concedida a Zenit, el director de «Kairos», empresa de asesoría a organizaciones sin afán de lucro, explica en concreto en qué consiste esta iniciativa, apoyada por la sección alemana de la asociación «Ayuda a la Iglesia Necesitada».

--Usted trae un autoadhesivo que reproduce la bandera de la Unión Europea ligeramente modificada. Las estrellas amarillas sobre fondo azul forman un pez, símbolo del cristianismo. Y, abajo, el lema «europe4christ.net». ¿Qué significa «¡Europa por Cristo!»?

--M. Kugler : «¡Europa por Cristo!» quiere, por una parte, recordar a los cristianos que nuestro continente está tan ligado al Evangelio que un futuro sin Cristo y los valores cristianos sería impensable. Queremos también ayudar a los cristianos a salir de su doble ghetto: primero, el creado por indiferencia y falta de esperanza ante la política y la cultura; y luego el ghetto impuesto por el mundo externo, como el que ha puesto claramente en evidencia el caso Rocco Buttiglione [se le vetó como comisario europeo por exponer las convicciones católicos sobre el matrimonio y la homosexualidad, ndr.].

En nombre de una idea totalmente falsa de tolerancia, se observa en los últimos años, una intolerancia cada vez más generalizada, hacia las convicciones cristianas, a las que se juzga como fundamentalistas sin un proceso. Queremos ayudar a vencer un clima de desesperanza, invitando a los cristianos de todos los países europeos a emprender un nuevo esfuerzo común con una autoconciencia renovada.

--¿En qué consiste este esfuerzo, en concreto?

--M. Kugler: Nosotros construimos este proyecto, que es realmente ecuménico, sobre tres pilares. El primero, la invitación a rezar a cada uno un padrenuestro por una Europa impregnada de los valores cristianos, preferentemente en torno al mediodía. Los católicos podrían también rezar el Án0gelus.

La segunda, una carta informativa mensual sobre temas de actualidad que están en la convergencia entre cristianismo y cuestiones de actualidad. Los artículos están escritos por personalidades como el ministro italiano de Cultura, Rocco Butiglione, con el que acabamos de hablar, o la filósofa de Dresde, Hanna Barbara Gerl-Falkovitz. Quieren ofrecer argumentos a los cristianos de a pie para permitirles afrontar tanto las pequeñas discusiones, como los grandes debates.

El tercer pilar deriva de los otros y podría describirse con los conceptos de «sensibilización», «audacia» y «compromiso político y cultural». Nuestra pegatina con el pez europeo, visible en miles de coches, carteras o bolsas, debería animar y dar un impulso positivo a los cristianos.

--¿Trabajan ustedes con los obispos europeos?

--M. Kugler: Hemos informado del proyecto a algunos obispos europeos, como el cardenal Schönborn (Viena), el cardenal Meisner (Colonia) y el arzobispo Dziwisz (Cracovia), y sus reacciones han sido muy positivas. Algunos representantes de la Iglesia protestante y anglicana nos apoyan, como por ejemplo el iniciador de los cursos Alfa, Nicky Gumble. Pero para nosotros se trata principalmente del compromiso de los laicos que tienen hoy en día acceso a los sectores de la sociedad en los que tanto los obispos como los sacerdotes no son expertos.

--¿A qué sectores se refiere?

--M. Kugler: Hay instancias políticas, sectores de la economía, del arte y de la cultura, y toda la plataforma de los medios de comunicación, en los que todo está dictado por el relativismo, que hace sospechosa casi toda convicción religiosa fuerte. Incluso pensadores no cristianos reconocidos, han llamado la atención sobre el hecho de que el comportamiento de los europeos es insensato, que tiran piedras sobre su propio tejado cuando reniegan de los valores del Evangelio o los consideran como una afición privada.

--¿Cuáles son los objetivos y expectativas a corto y largo plazo de «¡Europa por Cristo!»?

--M. Kugler: Nos gustaría mucho lograr firmas desde nuestro sitio www.europe4christ.net, para que los cristianos en Europa estén verdaderamente presentes de forma activa. Queremos desencadenar una chispa para suscitar la audacia y las iniciativas de las personas. A largo plazo, estos nos ayudará a convencer a la sociedad y al poder legislativo de la necesidad imperiosa de proteger la dignidad de la persona.

--¿Cuál es la esperanza más grande que desea transmitir a la población europea?

--M. Kugler: Queremos decir a los europeos que si se recupera el sentido espiritual y concreto de la comunión de los santos, cambiarían muchas cosas en la sociedad de Europa.

[Más información www.europe4christ.net]