Judíos, musulmanes y cristianos analizan el proceso de paz en Oriente Medio

| 1415 hits

RIMINI, 23 agosto (ZENIT.org).- ¿Puede darse la convivencia entre las religiones del Libro? Esta es la pregunta con la que comenzó esta mañana la jornada del Míting de Comunión y Liberación, que tiene lugar esta semana en la ciudad italiana de Rimini y que congregará en total a unas 700 mil personas. Se trataba de una mesa redonda en la que intervinieron exponentes de la fe cristiana, musulmana y judía.



Claudio Morpurgo, consejero y miembro de las comunidades judías en Italia puso de manifiesto la urgencia de promover la colaboración para resucitar --dijo-- el sentido de Dios en el mundo.

Por su parte, el escritor islámico Younis Tawfik afirmó que existen comunidades representativas de musulmanes que experimentan un gran deseo de diálogo con los credos hermanos. Los extremistas, explicó, no son la mayoría y ni siquiera son representativos.

Ayer por la tarde, Bassan Abu Sharif, consejero especial del presidente Yasser Arafat, afirmó en el Míting de Rimini la necesidad de involucrar a la Unión Europea, junto a los Estados Unidos, en las negociaciones de paz entre Israel y la Autoridad Nacional Palestina para llegar a una solución del conflicto en Oriente Medio. Y afirmó que, si así fuera, la Organización para la Liberación de Palestina estaría dispuesta a aplazar la fecha del 13 de septiembre para declarar la independencia del Estado palestino. «Si Europa no hace nada, podría haber derramamiento de sangre», afirmó en un tono que no se sabía si era el de víctima o el de quien amenaza.

Por su parte, el ex primer ministro italiano, Giulio Andreotti, gran especialista de la cuestión de Oriente Medio, afirmó que no se puede renunciar a la mediación de Estados Unidos. «La Unión Europa --dijo-- no debe hacer competencia a Estados Unidos y la solución de la cuestión de Jerusalén requiere un compromiso, sin el cual no se puede encontrar una salida».