La crisis ecológica debe afrontarse globalmente, indica el Papa

Dedica su mensaje para la Jornada Mundial de la Paz al cuidado de la creación 

| 2758 hits

CIUDAD DEL VATICANO, miércoles 29 de julio de 2009 (ZENIT.org).- "Si quieres cultivar la paz, custodia lo creado" es el tema al que está dedicado el próximo mensaje para la Jornada Mundial de la Paz, que se celebrará el 1 de enero de 2010. 

La Oficina de Información de la Santa Sede publicó un comunicado este miércoles para presentar el tema de ese mensaje. 

"El tema intenta fomentar una toma de conciencia del estrecho vínculo que existe, en nuestro mundo globalizado e interconectado, entre la salvaguarda de lo creado y el cultivo del bien de la paz", señala el comunicado.  

"Esta estrecha e íntima relación es, de hecho, cada vez más discutida, por los numerosos problemas que afectan al medio ambiente natural de la persona, como el uso de los recursos, el cambio climático, la aplicación y el uso de la biotecnología, el crecimiento demográfico", señala el comunicado.  

El texto advierte que descuidar esos temas puede provocar violencia no sólo entre los diversos pueblos sino también entre generaciones. 

"Si la familia humana no sabe afrontar estos nuevos desafíos con un renovado sentido de la justicia e igualdad social y de la solidaridad internacional, se corre el riesgo de sembrar violencia entre las poblaciones y entre las generaciones presentes y las futuras", advierte. 

El mensaje del Papa para la próxima Jornada Mundial de la Paz recogerá las indicaciones de la encíclica "Caritas in veritate" para destacar que la necesidad urgente de proteger el medio ambiente debe constituir "un desafío para la humanidad entera".

En el mensaje, Benedicto XVI apelará al "deber, común y universal, de respetar un bien colectivo, destinado a todos, impidiendo que se pueda hacer impunemente uso de las diversas categorías de seres como se quiera". 

El comunicado indica que cuidar la creación "es una responsabilidad que debe madurar sobre la base del carácter global de la actual crisis ecológica y de la consiguiente necesidad de afrontarla globalmente". 

Y esto es así porque "todos los seres dependen los unos de los otros en el orden universal establecido por el Creador", añade el texto. 

El mensaje del Papa indicará que "si se intenta cultivar el bien de la paz, se debe favorecer, de hecho, una renovada conciencia de la interdependencia que liga a todos los habitantes de la tierra entre sí". 

"Esa conciencia combatirá y eliminará diversas causas de desastres ecológicos y garantizará una oportuna capacidad de respuesta cuando esos desastres golpeen poblaciones y territorios", indica el comunicado. 

Finalmente, el comunicado destaca que "la cuestión ecológica no debe ser afrontada sólo por la aterradora perspectiva que la degradación ambiental perfila: debe conducir, sobre todo, a una fuerte motivación para cultivar la paz".