La dimensión «divina y humana» del agua en el pabellón vaticano de la Expo Zaragoza

Presentado en el Vaticano con la participación del cardenal Martino

| 1344 hits

CIUDAD DEL VATICANO, lunes, 19 mayo 2008 (ZENIT.org-VERITAS).- El Pabellón que la Santa Sede tendrá en Expo Zaragoza 2008, la muestra que con el tema «Agua y desarrollo sostenible» acogerá la ciudad del Ebro del 14 de junio al 14 de septiembre, se presentó este lunes en la Oficina de


Información de la Santa Sede, con la presencia del presidente del Consejo Pontificio para la Justicia y la Paz, cardenal Renato Martino.

Además del purpurado, intervinieron el arzobispo de Zaragoza, monseñor Manuel Ureña; el embajador de España ante la Santa Sede, Francisco Vázquez Vázquez; el alcalde de Zaragoza, Juan Alberto Belloch; y el comisario General de la Expo, Emilio Fernández-Castaño.

El cardenal Martino manifestó el deseo de que la Exposición Internacional sea una oportunidad para que «aumente la conciencia acerca de la importancia del agua en la vida del mundo», en su doble dimensión: divina y humana.

Como recordó el purpurado, la doctrina social de la Iglesia reconoce que «el agua es fuente de vida» y debe «satisfacer las necesidades de todos,
en particular de los pobres».

En este sentido, el cardenal aludió a uno de los objetivos del Milenio para el Desarrollo: reducir a la mitad, antes del 2015, la proporción de las personas que están privadas del acceso al agua potable.

La importancia que la Iglesia concede al agua tiene que ver también con una dimensión más espiritual, ya que ella "nos lleva a la fe: en el momento
del Bautismo, el agua se usa como signo de purificación y de una nueva vida».

«El agua es portadora de vida, tanto física como espiritual y a través de ella estamos invitados a compartir la vida de Cristo», expresó el cardenal egún recoge la agencia Veritas.

La Santa Sede plantea su pabellón como «un paseo de reflexión en torno a esta doble dimensión del agua: la divina y la humana»: el visitante hará
un recorrido guiado en tres etapas.

La primera presenta el agua como fuente de vida; la segunda muestra una colección de obras de arte relacionadas con el agua y su papel en la Historia de la Salvación; y la tercera es un espacio de carácter solidario en el que se recuerda que muchos hombres tienen un acceso limitado a este elemento vital y también la necesidad de trabajar colectivamente para solucionar ese problema.

Además, la Santa Sede participa también en el resto de actividades promovidas por Expo Zaragoza 2008 en el marco de la muestra y su principal aportación es un Congreso Internacional sobre Ecología que se celebrará entre el 10 y el 12 de julio, bajo el título «La cuestión ecológica: la vida del hombre en el mundo».

Las jornadas están organizadas por el Arzobispado de Zaragoza y el Consejo Pontificio para la Justicia y la Paz¡, y contará con la presencia de numerosos expertos internacionales en la materia.