La Iglesia está en sede vacante ¿Quién gobierna?

Se han roto el anillo del pescador y el sello de plomo. Las congregaciones deciden la fecha del cónclave

Ciudad del Vaticano, (Zenit.org) H. Sergio Mora | 3035 hits

La Iglesia está en sede vacante. Se han roto los sigilos, el anillo del pescador y el sello de plomo. Entretanto la Iglesia no está sin gobierno. Serán el Colegio Cardenalicio a gestionar la administración ordinaria de la Santa Sede, y el Vaticano y el lunes 4 se celebra la primera congregación en el Aula del Sínodo.

Anoche en Castel Gandolfo hacía bastante frío. A las 20 horas los dos guardias suizos que estaban en la puerta, uno inmóvil con su alabarda y el otro en posición de descanso, se pusieron frente a frente y tras la venia y movimientos de rito se retiraron. Atrás, adentro del portón, tres miembros de la Gendarmería Vaticana, en posición de firme se aprestaron a tomar la vigilancia. A las 20 y tres minutos, las puertas se cerraron.

Afuera estaba apostada una multitud de fotógrafos y video-operadores que quisieron inmortalizar con ese cierre de puertas el inicio de la sede vacante, que en realidad había ya comenzado tres de minutos antes.

El departamento del papa en el Vaticano fue sellado. El camarlengo, el cardenal Tarcisio Bertone, fue el responsable de destruir tanto el anillo del Pescador como el sello de plomo, símbolos del poder de Benedicto XVI.

Quién Gobierna la Iglesia

La Iglesia en este período está gobernada por el Colegio de Cardenales en asuntos ordinarios, no en cambio sobre temas que le corresponden al sumo pontífice. Lo indica con precisión la ley de la Iglesia sobre el tema: la constitución apostólica Universi Dominici Gregis. Y esta constitución solamente puede ser modificada por el papa.

El Colegio de Cardenales no puede disponer de los derechos de la Sede Apostólica y de la Iglesia, tampoco modificar las leyes emanadas por los papas. Y en caso de que surja una urgencia "que no pueda ser diferida a otro tiempo" el Colegio de Cardenales dispone por voto de mayoría.

Los cardenales gobernarán con dos tipos de comisiones

Las generales: a las que deben participar todos los cardenales electores no impedidos, y los no electores que quieran hacerlo. Es presidida por el decano de los cardenales. .

Las comisiones particulares: constituidas por el cardenal camarlengo y tres cardenales extraídos a suerte, llamados asistentes. La comisión particular dura tres días después de lo cual se disuelve. El cardenal Tarcisio Bertone es el camarlengo y dirigirá estas comisiones.

Cuáles cargos vencen y cuáles no

Con la muerte, y en este caso la renuncia del papa, el secretario de Estado, los jefes de dicasterios dejan sus cargos. En cambio el camarlengo, Tarcisio Bertone; el penitenciario mayor, el cardenal vicario de la diócesis de Roma,Agostino Vallini,el cardenal vicario de la Ciudad del VaticanoAngelo Comastriy el decano del Colegio de Cardenales Angel Sodano, quedan en sus cargos.

Ellos deberán, junto al auditor de la Cámara Apostólica, Giuseppe Sciacca, guiar la transición y proveer a la elección del sucesor.

El camarlengo

Tiene que presidir la sede vacante. Actualmente es el cardenal Bertone, quien no es ya secretario de estado. El camarlengo tiene que verificar la muerte del pontífice [no es este caso, donde no hay un pontífice fallecido], quitarle el anillo del Pescador, y presidir las comisiones particulares.

El decano del Colegio de Cardenales

El presidente del Colegio de Cardenales es el cardenal Angelo Sodano, exsecretario de Estado. El debe convocar el cónclave para elegir al futuro papa. Debido a sus 85 años no podrá participar en el cónclave, por lo tanto sus funciones durante el mismo serán asumidas por el cardinal Giovanni Battista Re.