La Santa Sede presenta una nueva unidad móvil de televisión

Permitirá en el futuro ver al Papa en tres dimensiones

| 1803 hits

CIUDAD DEL VATICANO, martes 16 de noviembre de 2010 (ZENIT.org) Esta mañana fue presentada en rueda de prensa la unidad móvil del Centro Televisivo Vaticano (CTV), que permitirá transmitir las imágenes de las ceremonias del Vaticano en alta definición.

La nueva unidad de televisión es un camión de 13,9 metros de longitud y 4 de alto, dotado de una doble expansión de comando hidráulico, que tiene además un espacio agregado en las zonas de producción. La estructura permite también que en un futuro puedan hacerse aplicaciones en tres dimensiones.

Mañana miércoles, Benedicto XVI, después de la Audiencia General, se acercará a la unidad móvil para impartirle la bendición antes de que ésta parta para la ciudad de Milán, donde recibirá los últimos ajustes técnicos para que comience a funcionar (se estima que será antes de Navidad).

Esta unidad está subdividida en cuatro áreas operativas, así como en zonas de audio, salas, aparatos, primarios y secundarios de VTR y control de cámaras. Así mismo, consta con 16 videocámaras que tienen conexión en fibra óptica de alta definición. La estructura de cables ya está predispuesta para la expansión hasta por 24 telecámaras.

Según el Padre Federico Lombardi, portavoz de la Santa Sede y director del Centro Televisivo Vaticano, las transmisiones en directo que se realizan desde el Vaticano suman más de 200 al año “desde las grandes celebraciones en la Plaza de San Pedro, hasta los Ángelus o las Audiencias generales y especiales, hasta los conciertos en el Aula Paulo VI o en las basílicas entre otras”, por lo cual se hacía cada vez más necesaria una inversión de este tipo.

Así la nueva unidad móvil podrá también archivar la señal en alta definición de todas las transmisiones en directo que se realicen desde el momento en que ésta comience a funcionar.

Esta nueva infraestructura tiene un costo total de 4,5 millones de euros, gracias a la contribución de Sony Italia, de los caballeros de Colón y del mismo Centro Televisivo Vaticano.

Carl Anderson, caballero supremo de los Caballeros de Colón, manifestó que espera “que esta nueva tecnología al servicio de la nueva evangelización pueda servir como canal y lleve a cada esquina de la tierra la palabra de Dios”, la cual debe ser presentada “tecnológicamente de la manera más clara y avanzada que haya sido posible, y transformando la vida de innumerables personas”.

Por Carmen Elena Villa