México: el Nuncio apela a la coherencia de los fieles

"El testimonio público de los católicos puede ayudar a resolver los problemas del país"

| 1695 hits

TORREÓN, lunes 21 de junio de 2010 (ZENIT. org - El Observador).- Por medio de la fe y de los valores, así como del testimonio en la vida pública, es como los católicos, pueden contribuir a la solución de muchos problemas por los que atraviesa México, subrayó monseñor Christophe Pierre, nuncio apostólico del Papa Benedicto XVI, al emitir su opinión sobre la propuesta del presidente Felipe Calderón de redimir la imagen de México en el mundo.

El nuncio apostólico estuvo en Torreón para participar en la conferencia “El sacerdocio en el mundo actual”, como clausura en esta diócesis de las actividades del año sacerdotal.

Previo a la conferencia, monseñor Christophe Pierre expresó que los valores constituyen la solución a la violencia y la corrupción, “pienso que a partir de ahí, podemos ayudar a las personas a una mejor educación, a formar familias más sanas, por todo esto, posiblemente sí exista contribución de la Iglesia en dicha propuesta del presidente, dado que la Iglesia está siempre dispuesta a colaborar al bien común de un país”.

Sobre la conferencia “El sacerdocio en el mundo actual”, monseñor Pierre dijo que su contenido se desprende de una meditación en la que se exponen consideraciones planteadas por Benedicto XVI sobre el sacerdocio, la necesidad para los sacerdotes de renovarse, de profundizar en su vocación, “y de tomar conciencia de la importancia del sacerdocio para la propia Iglesia y para su vida personal”.

Aceptó que este año ha sido turbulento para la Iglesia Católica, “en cierto modo sí, pero pienso que la vida del mundo es siempre turbulenta, aunque hemos vividos momentos de dificultad, las iniciativas que ha tomado el Santo Padre, han arrojado una respuesta bastante positiva en ocasión del final de este año sacerdotal”.

Con respecto a los sacerdotes mexicanos en la mayoría, son entregados, bien formados y dedicados a su ministerio, “lo que más admiro de ellos es su relación con la gente y el amor que la gente les tiene”.

En cuanto a la postura de la Iglesia con respecto a la situación de violencia que se vive en la actualidad, el nuncio apostólico aseguró que como la Iglesia “somos nosotros”, sin duda esta problemática que se vive en México sí la ha afectado.

“La Iglesia somos la ciudadana que profesan la fe católica, entonces está afectada en la medida en que la gente se ha visto perjudicada”, expresó.

Finalmente, monseñor Christopher Pierre subrayó que los obispos mexicanos hace unas semanas, han propuesto un documento que es el resultado de una reflexión que hicieron a lo largo de más de un año, que ofrece un análisis de esta situación, “diciendo que esta sociedad tiene como una enfermedad y propone soluciones prácticas que son en el campo de la educación de las personas”.