Nuevas vocaciones sacerdotales, resultado de esfuerzos de colaboración

Los obispos de EEUU lanzan una web de promoción vocacional

| 3244 hits

WASHINGTON, D.C., miércoles 21 de abril de 2010 (ZENIT.org).- Un estudio sobre candidatos a ser ordenados sacerdotes este año muestra que las vocaciones son resultado de la colaboración entre el clero, las familias y todo el Pueblo de Dios.

La Conferencia Episcopal de los Estados Unidos informó el 16 de abril sobre The Class of 2010: Survey of Ordinands to the Priesthood [La clase de 2010: Encuesta de los que van a ser ordenados sacerdotes].

Se trata de un proyecto de investigación anual encargado por la conferencia episcopal y realizado por el Centro de Investigación Aplicada al Apostolado, de la Universidad Georgetown.

“La mayoría de los que van a ser ordenados han sido católicos desde su nacimiento”, explica el presidente de la Comisión del clero, vida consagrada y vocaciones de la conferencia episcopal, el cardenal Sean O'Malley de Boston.

Y continua: “Cuatro de cada cinco informa de que sus dos padres son católicos; casi ocho de cada diez fueron animados por un sacerdote a considerar el sacerdocio”.

“Esto habla de la función esencial que el conjunto de la Iglesia debe desempeñar en la promoción de las vocaciones”, afirma.

El cardenal destaca que casi tres cuartas partes de la clase de este año afirmaa haber servido antes como monaguillos, lectores, ministros de la Eucaristía o como otro ministro parroquial.

“Una tendencia importante evidente en este estudio es la importancia de una formación permanente y un compromiso en la fe católica”, señala.

Un 92% de los hombres ha tenido un trabajo a tiempo completo -el ámbito de la educación es el más extendido- antes de entrar al seminario.

Tres de cada cinco hombres que van a ser ordenados ha completado estudios universitarios antes de entrar al seminario , y uno de cada cinco también ha recibido un título de posgrado.

Una tercera parte de ellos entró en el seminario cuando estaba en la universidad. Como promedio, informan haber considerado la vocación religiosa cuando tenían 18 años.

Familia

El hombre más joven que se va a ordenar este año tiene 25 años, y once de ellos tienen 65 años o más.

Un 37% de los que van a recibir la ordenación sacerdotal tienen un pariente sacerdote o religioso.

Dos tercios de la clase señalan que rezaban regularmente el rosario y participaban en adoraciones Eucarísticas antes de entrar en el seminario.

La mayoría de ellos tiene más de dos hermanos, y un 24% dicen tener cinco o más hermanos y hermanas.

Un 70% de los que van a ser ordenados son caucásicos/europeos/americanos/blancos, mientras que el 13% dicen ser hispanos/latinos, y el 10%, asiáticos o de las islas del Pacífico.

Casi un tercio de la clase nació fuera de los Estados Unidos, la mayoría viene de México, Colombia, Filipinas, Polonia y Vietnam.

La encuesta se envió a 440 candidatos al sacerdocio. Fue devuelta por 291 hombres que van a ser ordenados sacerdotes diocesanos y por 48 que pertenecen a órdenes religiosas.

La conferencia episcopal ha publicado todo el informe en su página web, así como en una nueva web dedicada a la promoción de las vocaciones.

La conferencia de obispos lanzará la nueva web este domingo 25 de abril, Domingo del Buen Pastor y Día Mundial de Oración por las Vocaciones.

Contiene recursos para ayudar a hombres y mujeres a discernir su vocación, también para padres, educadores y promotores vocacionales.

--- --- ---

En la red:

Nueva web para las vocaciones: www.ForYourVocation.org