Peregrinación a Lourdes de cargos electos franceses

Segunda edición dirigida por el padre Rougé

| 1937 hits

ROMA, martes, 23 febrero 2010 (ZENIT.org).- Se prepara la segunda edición de la peregrinación a Lourdes de cristianos en la vida pública francesa coordinada por la asociación Chrétien élu public.

Por iniciativa de varios parlamentarios franceses, la primera peregrinación a Lourdes de cargos electos, de todo nivel y toda sensibilidad política, tuvo lugar en 2009. La edición de 2010 está en la rampa de lanzamiento. El padre Matthieu Rougé accede a presentarla a los lectores de ZENIT.

El padre Matthieu Rougé, párroco de Santa Clotilde en París, es profesor de Teología en la Facultad Notre Dame (Colegio de los Bernardinos). Es también director del servicio pastoral de estudios políticos y, a este título, asegura la presencia de la Iglesia entre diputados y senadores.

--¿Cómo nació la idea de esta peregrinación?

P. Matthieu Rougé: Algunos parlamentarios se dijeron que, entre las numerosas peregrinaciones a Lourdes propuestas, era una pena que no hubiera una propuesta específica para los cargos electos. En ocasión de los 150 años de la primera aparición de María a Bernadette, el 11 de febrero de 2008, estaban en Lourdes una treintena de parlamentarios: fue para ellos la ocasión de presentar su proyecto a monseñor Perrier y de recibir su impulso. El modelo adoptado ha sido el de “congresos-peregrinaciones” de los médicos, que une actualización, reflexión e intercambio. Se decidió enseguida invitar a los elegidos de todo nivel: municipal, departamental, regional, nacional y europeo. El carácter universal de Lourdes ha llevado con naturalidad a abrirse a los elegidos de otros países.

--¿Cuáles han sido las reacciones y los frutos?

P. Matthieu Rougé: La primera edición de la peregrinación “cristiano elegido público” fue un verdadero momento de gracia, reuniendo a más de un centenar de elegidos en torno a intervenciones enjundiosas – monseñor Perrier, monseñor Brouwet, el padre Quénardel, el abad de Cîteaux... –, en clima de gran fraternidad, cualquiera que fuera el nivel de responsabilidad de cada uno (concejal de un pueblo de doscientos habitantes o antiguo miembro del Gobierno...). Todos expresaron el deseo de que la propuesta se renovara desde el año siguiente. Además, en el impulso de la primera peregrinación a Lourdes y para preparar la siguiente, se desarrollaron reuniones locales de elegidos, en las diócesis de Havre, Angers, París, por ejemplo.

-El grupo de amistad Francia Santa Sede del Senado acaba también de hacer un viaje a Roma: ¿quiere decir que la “laicidad positiva” se abre paso?

P. Matthieu Rougé: Hay que distinguir el plano institucional, en el que se sitúan los grupos de amistad de la Asamblea y del Senado, y el carácter en principio espiritual de la peregrinación a Lourdes.

En el primer caso, parlamentarios de las convicciones más variadas se encuentran con los responsables del Vaticano prácticamente como lo harían con los de otros estados; en el segundo, los elegidos arraigados en la fe o en búsqueda de un arraigo más profundo, se toman un tiempo de oración y de reflexión a la luz del Evangelio. Dicho esto, tanto unos como otros manifiestan su interés por la palabra de la Iglesia, en especial frente a los retos cada vez más pesados que deben afrontar (bioética, migrantes, educación...).

A pesar de las crispaciones persistentes en una parte de la sociedad francesa, hay en efecto una libertad nueva frente a las cuestiones espirituales y las luces que la fe puede aportar a los problemas éticos.

-¿Qué fruto esperar? También para Europa: el presidente Hans-Gert Pöttering acaba de participar en la presentación en el Vaticano del mensaje de Cuaresma de Benedicto XVI, por invitación del cardenal Paul Joseph Cordes, y ha evocado los lazos entre parlamentarios cristianos en el Parlamento europeo...

P. Matthieu Rougé: Es verdaderamente importante que los responsables de la ciudad tengan, a pesar del ritmo trepidante impuesto por sus actividades, ocasiones de actualización, de formación y de fraternidad: sin vida espiritual es difícil ser perseverante, valiente, audaz en la esperanza y la caridad; sin formación es imposible realizar discernimientos éticos verdaderamente acertados; sin ocasiones de fraternidad, se siente rápidamente aislado. Por el contrario, quienes viven verdaderos momentos de actualización, de formación y de fraternidad no pueden sino quedar marcados.

-¿Qué reserva la edición 2010 y cómo inscribirse?

P. Matthieu Rougé: La peregrinación 2010 tendrá lugar los días 8-11 de abril; los principales ponentes son monseñor Dagens, el cardenal Barbarin y Marie-Hélène Mathieu. Monseñor Claude Dagens, obispo de Angulema, miembro de la Academia Francesa, hablará de “El futuro cultual y cultural de las iglesias y de la Iglesia en Francia”; Marie-Hélène Mathieu es la fundadora de la Oficina de minusválidos, de Fe y Luz, y de la primera peregrinación de personas con minusvalía a Lourdes en 1971; el cardenal Philippe Barbarin, arzobispo de Lyon, propondrá una reflexión sobre “Iglesia, servidora de toda la persona”.

Un intercambio entre todos los participantes sobre la primera encíclica social de Benedicto XVI, Caritas in veritate, será introducido con un debate entre tres parlamentarios de sensibilidades políticas distintas.

La organización de esta peregrinación está coordinada por la asociación Chrétien élu public que convoca también encuentros de cargos electos a nivel local. Está presidida por Charles Revet, senador de Seine-Maritime.

Existe la posibilidad de inscribirse en línea en este enlace : http://spep.typepad.fr/spep/.

Por Anita S. Bourdin, traducido del francés por Nieves San Martín