Perú: Caritas pide solidaridad con los damnificados por las inundaciones

En la sierra y la selva, beneficiará a 2.500 familias pobres

| 1875 hits

CALLAO, miércoles 9 de marzo de 2011 (ZENIT.org).- La sierra y la selva de Perú están viviendo momentos difíciles por las fuertes lluvias que provocaron inundaciones y deslizamientos. Caritas Perú ha pedido solidaridad para los damnificados.

La sierra y selva del país están siendo afectadas por las fuertes lluvias, deslizamientos e inundaciones, originando la destrucción de viviendas, cultivos e infraestructura vial y dejando miles de damnificados en los departamentos de Apurímac, Ayacucho, Ancash, Arequipa (Chuquibamba), Pucallpa, Loreto (Yurimaguas), Junín (Satipo), Madre de Dios (Puerto Maldonado), Cusco, Huancavelica, Huánuco y Puno.

Según el último informe de Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI), hasta el momento existe un total de 141.559 personas afectadas por lluvias y consecuentes deslizamientos, huaycos e inundaciones.

La Presidencia del Consejo de Ministros declaró en Estado de Emergencia por lluvias a todo el departamento de Huancavelica y algunas provincias de los departamentos de Apurímac y Ayacucho.

Ante esta situación, el presidente de Caritas del Perú monseñor Miguel Irizar Campos hizo un llamamiento y pidió a todos los peruanos que contribuyan con generosidad a la campaña “Solidaridad con los damnificados por las inundaciones". La misma se propone recaudar fondos para beneficiar a en torno a 2.500 familias pobres, ubicadas en las zonas rurales afectadas.

Las acciones que se realizarán serán: atención con ayuda humanitaria (alimentos, albergues temporales, abrigo, agua y kits de higiene) y campañas integrales de salud, dando prioridad a la población infantil menor de cinco años y adultos mayores; desarrollo de actividades orientadas a fortalecer las capacidades de las autoridades locales y comunales para afrontar situaciones de emergencia por eventos climatológicos adversos.

Hasta el momento, Caritas del Perú, a través de su red de Caritas diocesanas, viene atendiendo a las zonas más afectadas por las inundaciones.

Caritas Chanchamayo-Oxapampa entregó en la localidad de Puerto Bermúdez 85 bidones de agua, 50 frazadas, ropa de abrigo y 1 kit de medicinas para 500 atenciones.

Se envió a Caritas Abancay ropa variada, 400 frazadas, 10 cilindros con tapa de 120 litros para almacenamiento de agua, así como alimentos para su posterior distribución.

Mientras que Caritas Sicuani, como medida de mitigación, implementó el proyecto “Reforzamiento de defensa ribereña del río Vilcanota, afectada por lluvias en la comunidad de Lloclora-Checacupe” que beneficiará a 127 familias.

Además, Caritas del Perú viene implementando proyectos para la reducción de riesgos en Yurimaguas, Puerto Maldonado y Abancay.

"Con todas estas acciones --afirma una nota de la organización humanitaria católica enviada a ZENIT - esperamos aliviar las necesidades más urgentes de nuestros hermanos y apoyarlos a mejorar sus condiciones de vida".