Terminaron las Congregaciones de cardenales, todo listo para el cónclave

El martes es la misa pro eligendo pontifice. Por la tarde los cardenales entran en la Capilla Sixtina. Habrá una primera 'fumata'

Ciudad del Vaticano, (Zenit.org) H. Sergio Mora | 1828 hits

Hoy fue la última Congregación General antes del día del cónclave, y está todo listo para el esperado evento que iniciará mañana martes 12 a las 10 de la mañana, con la misa pro eligendo romano pontifice, celebrada en la basílica de San Pedro. Y que seguirá por la tarde, con la procesión que desde la Capilla Paulina llevará al lugar del cónclave: la Capilla Sixtina.

En la famosa capilla que contiene los frescos de Miguel Angel sobre el Juicio Final, los trabajos ya han sido terminados, incluido el funcionamiento de las dos estufas de la fumata.

Lo indicaron en la sala de prensa, el director de prensa de la Santa Sede, acompañado por el portavoz en español, monseñor José María Tamayo Gil, y el de idioma inglés, Thomas Rosica.

“Esta mañana --dijo el padre Lombardi- fue la última Congregación General en la que participan todos los cardenales electores y no electores, en total participaron 152 purpurados que hicieron 28 intervenciones, llegando a un total de 161”.

Además, precisó, “fue sorteada una nueva Congregación Particular, que administra cuestiones ordinarias y que tiene una duración de tres días. Los integrantes sorteados, además del camarlengo, el cardenal Tarcisio Bertone, son los purpurados Antonio Naguib, patriarca copto-católico emérito de Alejandría; Marc Ouellet, prefecto de la Congregación para los Obispos y presidente de la Pontificia Comisión para América Latina; y el cardenal Francesco Monterisi, arcipreste de la basílica de San Pablo Extramuros.

Entre los temas fue abordado el Instituto de Obras Religiosas (IOR), en relación al avanzado proceso de inserción en los estándares internacionales. Y sobre las expectativas y perfil que se espera del futuro papa.

“Hoy por la tarde en la Capilla Paulina, prestarán su juramento ante el cardenal camarlengo --como previsto por la constitución apostólica- todos los que trabajan en torno al cónclave: los técnicos y personal de servicio, religiosos que cuidan la sacristía, los confesores, médicos y enfermeros, personas de servicio del restaurante, los chóferes, cuidadores de la seguridad y vigilancia, guardias suizos y gendarmes etc”, indicó el español Gil Tamayo.

Se confirmó que la misa pro eligendo romano pontifice será mañana a las 10 en la basílica de San Pedro, la cual será presidida por el cardenal decano, Angel Sodano, y concelebrada por todos los cardenales, electores y no.

A las cuatro y media de la tarde es la procesión que desde la Capilla Paulina hacia la Capilla Sixtina, en orden jerárquico inverso. El coro de la Capilla Sixtina entonará las letanías lauretanas y el Veni Sacti Spiritus, mientras los cardenales se ubican en sus lugares.

Aquí los purpurados realizan el juramento previsto en la Constitución Apostólica, con una introducción en latín del cardenal Giovanni Battista Re. Y siguiendo el orden de precedencia, los cardenales uno a uno dirán su parte del juramento con la mano sobre el evangelio, pronunciando su nombre y apellido.

Nosotros, Cardenales de la Santa Iglesia Romana, del Orden de los Obispos, del de los Presbíteros y del de los Diáconos, prometemos, nos obligamos y juramos, todos y cada uno, observar exacta y fielmente todas las normas contenidas en la Constitución apostólica Universi Dominici Gregis del Sumo Pontífice Juan Pablo II, y mantener escrupulosamente el secreto sobre cualquier cosa que de algún modo tenga que ver con la elección del Romano Pontífice, o que por su naturaleza, durante la vacante de la Sede Apostólica, requiera el mismo secreto.

Seguidamente cada cardenal dirá: Y Yo, … Cardenal … prometo, me obligo y juro. Y poniendo la mano sobre los Evangelios, añadirá: Así me ayude Dios y estos Santos Evangelios que toco con mi mano.

Y el portavoz indicó que “a continuación se pronuncia en alta voz la fórmula ¡extra omnes! --y excepto los cardenales electores y algunos que realizan funciones, como el cardenal Prosper Grech fraile agustino que hará la predicación-- todos deben abandonar la Capilla Sixtina, pues inicia el cónclave. La primera fumata será probablemente hacia las 20 horas”.

Tradicionalmente, la primera votación es más lenta porque hay que explicar a los primerizos la normativa y el procedimiento, por eso se prevé que la fumata sea un poco antes de la hora indicada para la cena.

Como ya se sabe, las vestimentas preparadas para el futuro papa en tres tallas, confeccionadas por la sastrería Gammarelli, ya están listas en el Vaticano.

Otra curiosidad es que la zona que deben sellar para el cónclave comprende unas treinta puertas.