Tierra Santa: aumenta el número de peregrinos

Una relativa calma en este territorio ha permitido la llegada de muchos viajeros

| 1814 hits

JERUSALÉN, lunes 26 de julio de 2010 (ZENIT.org).- En lo que va del año 2010 el número de peregrinos y turistas a Tierra Santa ha aumentado en un 30%, superando así la cifra de 1.600.000 visitantes.

Así lo confirmó el padre Pierbattista Pizzaballa, custodio de Tierra Santa, en diálogo con Radio Vaticano, quien atribuyó las razones de este fenómeno a “una gran actividad de parte de las Conferencias episcopales, de las diócesis y de los párrocos”.

El sacerdote aseguró que los peregrinos provienen especialmente de Estados Unidos, Rusia, Francia, Gran Bretaña, Alemania e Italia.

Además destacó la labor de promoción que muchos sacerdotes y religiosos hacen allí así como la gran actividad de parte de las autoridades gubernamentales y de los operadores para crear “paquetes” muy económicos.

“Todas estos factores juntos han hecho que regrese el interés por Tierra Santa. No sólo de parte de Europa sino – y esta es una novedad – también de Asia”, aseguró el sacerdote.

Beneficios

Para el padre Pizzaballa, el regreso de los peregrinos a Tierra Santa “también trae mucha serenidad a las familias que en los últimos años han sufrido la falta de peregrinos”.

Un regreso que ha contribuido igualmente a un renacer económico en estas tierras: ”Hay nuevos hoteles en construcción. Todo está en movimiento”, dijo.



Situación en calma

El padre Pizzaballa explicó que en materia de la situación de seguridad en este territorio: “No hay violencia en los territorios palestinos. Quizás se habla un poco de Gaza pero está muy lejano, está fuera del ámbito de los peregrinos”. 

Dijo además que en este territorio “no se percibe mucho la tensión que permanece, especialmente a nivel de incomunicabilidad entre las partes, y menos en los territorios donde la situación no es tan problemática como lo era hace algunos años”.

El sacerdote destacó también el actual impacto mediático sobre la situación en Israel y Palestina en los últimos meses. “Se habla menos de Tierra Santa en referencia a las noticias negativas”.

Y aseguró que el mejoramiento de la situación política, la cual “se hace más fácil y agradable el flujo de peregrinos y turistas”

El Padre Pizzaballa se refirió también al viaje del Papa Benedicto XVI el año pasado a Tierra Santa, un hecho que: “Ha dado una visión positiva a Tierra Santa”, dijo que el Pontífice en sus discursos hizo una especie de “reclamo indirecto, a todas las Iglesias del mundo para que hagan su peregrinación a Tierra Santa”.

El presbítero compartió con Radio Vaticano una reflexión sobre la paz en este territorio la cual, según él, “no pasa sólo por los acuerdos de los grandes: pasa, sobretodo, por las realidades de la vida en el territorio”.

 “Cuando la gente trabaja, cuando las familias viven en una condición de serenidad se crea ese ambiente, ese humus, esa base que es necesaria también para crear luego, una mentalidad y una cultura de paz para el futuro”, concluyó el sacerdote.