Treinta años del Sodalicio de Vida Cristiana: Felicitación del Papa

Nueva realidad eclesial surgida en Perú

| 376 hits

ROMA, 10 diciembre 2001 (ZENIT.org).- Juan Pablo II ha enviado un mensaje para felicitar a los miembros del Sodalicio de Vida Cristiana por los treinta años de su fundación, que se celebraron el 8 de diciembre.



En el mensaje firmado por el cardenal Angelo Sodano, secretario de Estado, enviado al fundador de esta sociedad de vida apostólica, don Luis Fernando Figari, el pontífice invita a sus miembros a aspirar «siempre a la santidad, a la que todo bautizado está llamado».

Asimismo, les alienta a dar «testimonio vivo del Evangelio en la sociedad de hoy y colaborar con generosidad y auténtico espíritu de servicio a la misión de la Iglesia, en perfecta comunión con sus pastores».

La celebración central del aniversario tuvo lugar en la iglesia Nuestra Señora de la Reconciliación, en Lima (el movimiento surgió en Perú), y fue presidida por el cardenal J. Francis Stafford, presidente del Pontificio Consejo para los Laicos.

Participaron en la Eucaristía, entre otros, el arzobispo Rino Passigato, nuncio en Perú y el cardenal Juan Luis Cipriani, arzobispo de Lima.

El Sodalicio de Vida Cristiana es el origen de una familia espiritual que incluye al Movimiento de Vida Cristiana, la Fraternidad Mariana de la Reconciliación, las Siervas del Plan de Dios, y la Hermandad de Nuestra Señora de la Reconciliación. Todas estas asociaciones tienen por fundador a Luis Fernando Figari.

Actualmente, el Sodalicio que está compuesto por algo más de trescientos laicos consagrados y sacerdotes, cuenta con comunidades de vida fraterna repartidas en diócesis de Perú, Brasil, Colombia, Chile e Italia. Sus miembros se dedican a la evangelización de la cultura, el trabajo con los jóvenes, la ayuda solidaria con los más necesitados y la promoción de las familias.

La familia sodálite se compone en la variedad de sus asociaciones de algo más de 24 mil personas.