Una Iglesia en comunicación para una mayor comunión

Mensaje del encuentro latinoamericano y caribeño de comunicación

Lima, (Zenit.org) José Antonio Varela Vidal | 618 hits

Concluyó este miércoles en Bogotá la reunión de los obispos y delegados de los departamentos de comunicación social de las conferencias episcopales de América Latina y el Caribe, quienes fueron convocados por el Consejo Episcopal Latinoamericano - Celam, del 20 al 22 de mayo.

Al finalizar la reunión, los asistentes firmaron un mensaje que recoge las principales intenciones de fortalecer la comunicación y la comunión en el continente.

Nuevos caminos

El mensaje identifica en el papa Francisco “a un comunicador excepcional”, cuyo estilo, pleno de “gestos de amor y cariño en cada acto”, dan las pistas hacia “un camino a seguir por parte de toda la Iglesia”.

Ante la necesidad de promover una mayor comunicación entre las conferencias episcopales, los representantes se comprometieron “a generar un mayor acercamiento dentro y fuera de las regiones, para establecer vínculos de intercambio de iniciativas y acciones, en términos de la Misión Permanente y Continental”, según las pistas de Aparecida.

Instaron también a las conferencias episcopales a dar a conocer sus experiencias “en clave de comunión, en una mesa común”, que puedan ser aprovechadas por los demás.

Comunicar el evangelio

El mensaje recoge también detalles de la reunión, como el diseño de procesos que promuevan mejor la evangelización, entre los cuales destacan “la formación permanente y la comunión” en la región.

Con el fin de fortalecer los “nudos comunicacionales” regionales, se proponen organizar reuniones virtuales y presenciales sobre objetivos específicos –a modo de redes--, “para lograr una mayor interacción y conocimiento de las realidades pastorales y sociales de los países”.

Sin embargo –recuerdan--, “el gesto esencial de comunicar nacerá, antes que nada, del corazón que cree y ama a Cristo”, de tal modo que las actividades y los gestos comunicacionales “sean efectivos y puedan suscitar fe, esperanza, entusiasmo y seguimiento del mismo Señor”.

A la cita acudieron los representantes de las conferencias episcopales de Argentina, Brasil, Colombia, Costa Rica, Chile, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Paraguay, Panamá, Perú, República Dominicana, Uruguay y Venezuela.