Una teología de comunión permite afrontar solidariamente los problemas sociales respetando la persona

Entrevista con el teólogo y escritor Rafael Hernández Urigüen, capellán en la Universidad de Navarra

| 1834 hits

ROMA, martes 18 diciembre 2012 (ZENIT.org).- Las novedades que aportan las enseñanzas de Benedicto XVI a la doctrina social de la Iglesia son algunas de las ideas que transmite el padre Rafael Hernández Urigüen, vasco, en sus numerosas publicaciones. Subraya en el pensamiento del pontífice la potencialidad que tiene el pensamiento cristiano para transformar la economía, la sociedad, las relaciones interpersonales, siempre que se respete la centralidad de la dignidad de la persona humana. Giovanni Patriarca ha entrevistado al padre Hernández.

*****

Por Giovanni Patriarca

El padre Rafael Hernández Urigüen (Bilbao), es licenciado en Filosofía y Letras y doctor en Teología. Profesor de Ética y Teología, capellán de ISSA (School of Management Assistants) de la Universidad de Navarra, en San Sebastián, España. Profesor de Ética e Introducción al Cristianismo en dicha Escuela, y también profesor de Antropología en TECNUN (Escuela Superior de Ingenieros de la Universidad de Navarra en San Sebastián). Es redactor de la revista Palabra, en San Sebastián. Pertenece también a la Asociación Española de Personalismo.

Autor de libros como: Noviazgo: ¿seguros? Ideas para Acertar, Asistentes de dirección: crecimiento personal/excelencia corporativa. Valores del Secretariado en la empresa intercultural, Juego, ecología y trabajo. Tres temas teológicos desde las enseñanzas de san Josemaría Escrivá, publicados en Ediciones Internacionales Universitarias y en Eunsa. Coautor de algunas publicaciones colectivas. También ha publicado artículos en revistas especializadas de Antropología y Teología.

Ofrecemos la entrevista concedida a ZENIT.

¿Cuáles son, en su opinión, los puntos fundamentales desarrollados en el Magisterio Social de Benedicto XVI y cuáles las “novedades” en la tradición de la Doctrina Social de la Iglesia?

--Rafael Hernandez Urigüen: Pienso que ha conseguido ofrecer un desarrollo articulado de la Caridad, partiendo de una reflexión teológica profunda. Desde ella, sus aplicaciones más concretas y apremiantes se dirigen a esta larga etapa de crisis económica denunciado profética y profundamente sus causas y proponiendo soluciones muy innovadoras como la economía de la gratuidad, por cierto, de amplia tradición en Italia. Consigue sobre todo en Caritas in Veritate mostrar con ejemplos prácticos la posibilidad de “ampliar la razón” en los ámbitos políticos y económicos. Verdad y amor se presentan indisolublemente unidos y desde ellos se ofrecen ideas luminosas para soluciones concretas a los problemas más acuciantes de nuestro tiempo

En una imagen muy querida por el papa, la persona puede expresarse en términos de “desarrollo integral” solo en un contexto de libertad responsable. ¿Cuál es la idea central de esta definición en la perspectiva del bien común?

--Rafael Hernandez Urigüen: Pienso que Benedicto XVI sigue la línea de Pablo VI y Juan Pablo II respecto al desarrollo que tiene como fin el crear las condiciones sociales, políticas, económicas y culturales, que permitan a la persona humana desplegar todas sus posibilidades desde una libertad que está informada por la verdadera imagen del hombre que nos ha legado la Revelación. Es decir el verdadero desarrollo ha de tener en cuenta que la persona humana no es principalmente ni sólo objeto de unas determinadas acciones, sino sujeto llamado por Dios, por los otros y por las circunstancias del momento a responder plenamente a su vocación. Así las cosas el ser humano no ha de pretender construirse a sí mismo prometeicamente prescindiendo de su condición creatural. Benedicto XVI ha reflexionado desde hace muchos años en las dimensiones relacionales de la persona que en el fondo expresan, de algún modo, en lenguaje humano, las de la Santísima Trinidad. Esa relacionalidad es la que debe ser tenida en cuenta en todos los dinamismos que articulen un desarrollo pleno. Una teología de comunión permite, sin duda, afrontar solidariamente los problemas sociales respetando y reforzando al mismo tiempo la individualidad personal. Recordemos aquél aforismo de Gaudium et spes que viene a decir algo así como: “La persona humana sólo es capaz de encontrarse a sí misma, saliendo de sí misma”(entregándose por amor a los demás)”

¿Entre el mercado, la ecología y el trabajo cuáles son los desafíos de la Doctrina Social de la Iglesia en un mundo globalizado?

--Rafael Hernandez Urigüen: Pienso que Caritas in Veritate ofrece pistas concretas para armonizar todas estas dimensiones, sin descartar ninguna. Al leerla atentamente se descubre que valora cada uno de esos aspectos, incluso la existencia del Estado –como institución- lo mismo que la globalización. Todos han de estar orientados al bien de la persona, tanto en su dimensión individual con su dignidad intangible como en sus dimensiones comunitarias y sociales.

Las nuevas generaciones se encuentran en un momento de profunda inestabilidad, no solo económica. En sus libros se analizan también los temas de la psicología de pareja y los de la construcción de la familia. ¿Como aconsejar a quien se acerca a un proyecto tan importante?

--Rafael Hernandez Urigüen:Efectivamente la inestabilidad es una de las características más definidas de las nuevas generaciones, pero este fenómeno ya se produjo, cada vez con una aceleración progresiva, desde mediados del siglo pasado. Conviene que los jóvenes se detengan unos momentos al día para reflexionar y no vivan a golpe de estímulos que condicionen sus vidas como un experimento de Paulov….

Este reto me llevó a escribir algunos libros divulgativos que sirvieran como pequeñas guías de inspiración en la toma de decisiones rectas.

Uno de ellos aborda temas éticos en el ámbito profesional del Management assistance y es el primero y hasta ahora único en su género. Me movió a escribirlo la falta absoluta de manuales para este ámbito profesional. Se titula: “Asistentes de dirección: Crecimiento personal/ excelencia corporativa. Valores del secretariado en la empresa intercultural”

(http://www.casadellibro.com/libro-asistentes-de-direccion-crecimiento-personal-excelencia-corpora-tiva-valores-del-secretariado-en-la-empresa-intercultural/9788484692669/1268423). También abrí un blog de coaching ético gratuito que permite la posibilidad de consultas y el compartir experiencias: (http://asistentes-secretarias-oscoaching.blogspot.com.es/).

Sus páginas recopilan más de cien situaciones profesionales prácticas para analizar y discutir. Todos los casos son reales, aunque se protege del todo la privacidad de personas y empresas.

El otro libro más difundido y que ya está en su tercera edición se titula: Noviazgo: ¿seguros? Ideas para acertar (http://www.casadellibro.com/libro-noviazgo-seguros-ideas-para-acertar2ed/9788484692805/1652499).

Trata de las claves para que en ese tiempo previo al matrimonio (desde el flechazo o enamoramiento y hasta el compromiso y el “día antes” de la boda, los jóvenes procuren cultivar actitudes de conocimiento mutuo, buena comunicación, y toma de decisiones acertadas, que les permitan acceder al matrimonio cultivando valores y virtudes indispensables para la futura convivencia estable y fiel después de contraerlo. Establece una frontera clara entre “noviazgo” y “matrimonio” (se argumenta en sus páginas por qué es totalmente desacertado convivir juntos antes de casarse, pero al mismo tiempo traza unas pistas de “continuidad” en el verdadero amor que nace del enamoramiento y el posterior compromiso definitivo. Contiene muchas reflexiones del pensamiento antropológico humano y cristiano acerca de la persona, el amor, el compromiso… La idea de fondo se podría resumir así: “Tu matrimonio será lo que tú quieras que sea tu noviazgo”. También puede formularse así: “Tu noviazgo ha de ser lo que tú quieras que sea tu matrimonio”. Amor, respeto, fidelidad y horizonte de compromiso son las actitudes que se resaltan en sus páginas con historias y ejemplos reales.

El noviazgo, en ocasiones no se toma en serio y queda como un juego trivial (flirt) y no como un periodo importante de aprendizaje en el amor. Las páginas del libro nacieron de un seminario interdisciplinar libre que dirigí durante diez años en la universidad. La forma literaria de sus textos son diálogos reales entre jóvenes de distintas sensibilidades y su profesor. También se puede acceder al blog participativo que abrí con motivo de esta publicación: http://noviazgosegurosideasparaacertar.blogspot.com.es/.

En definitiva, el pensamiento social cristiano contiene ideas siempre actuales que garantizan, a cualquier persona –hombre o mujer- incluso no creyentes, las más acertadas tomas de decisiones en la búsqueda sincera de la excelencia humana, tanto en sus dimensiones individuales como comunitarias.