USA-México: misa para recordar a los inmigrantes que murieron en la frontera

Los obispos criticaron el sistema que 'divide a las familias' y 'niega protección básica a nuestros semejantes'

Washington DC, (Zenit.org) Redacción | 824 hits

Bajo la guía del cardenal Seán O'Malley de Boston, los miembros del Comité de la Conferencia Episcopal de EE.UU. sobre Migración viajaron ayer a la frontera de Estados Unidos-México para celebrar una misa en memoria de los inmigrantes que han muerto intentando llegar a Estados Unidos.

Esta misión del migrante incluyó una ceremonia con ofrenda floral y un recorrido por la frontera. La iniciativa fue inspirado por el viaje del papa Francisco el año pasado a Lampedusa, Italia, donde rezó por los inmigrantes que han muerto intentando llegar a Europa en barcas.

"Como una cuestión moral, nuestra nación ya no puede emplear un sistema de inmigración que divide familias y niege las protecciones básicas a los demás seres humanos," dijo el obispo Eusebio Elizondo, obispo auxiliar de Seattle y presidente del Comité de obispos para la Migración.

Los miembros de la delegación han pedido al Congreso -en concreto la Cámara de Representantes- que se movilicen rápidamente para arreglar un sistema roto. Mientras que el Senado de EEUU aprobó una reforma migratoria integral el año pasado, la Cámara se ha negado a seguir adelante con la medida o aprobar su propia versión de la reforma.

"Nuestros políticos han sido elegidos y enviados a Washington D.C., para tomar decisiones y llevar nuestra nación al futuro", dijo el obispo John Wester de Salt Lake City, un miembro del comité. "Ellos ya no deben retrasar la acción sobre este tema, que cuenta con el apoyo de la gran mayoría del público estadounidense".

Durante la Misa, el cardenal O'Malley y los obispos colocaron una ofrenda floral en el muro de la frontera en Nogales, Arizona, para recordar a aquellos que han muerto a ambos lados tratando de llegar donde se encuentran sus seres queridos en Estados Unidos. En Lampedusa, el papa Francisco lanzó una ofrenda floral en el mar Mediterráneo para recordar a los inmigrantes que han muerto intentando llegar a Europa.

Los obispos también pidieron al gobierno de Obama que use su autoridad para limitar las deportaciones de inmigrantes "que no representan una amenaza para la comunidad" y "tienen familias viviendo en Estados Unidos y se beneficien de un programa de legalización".

El 26 de marzo, el obispo Elizondo escribió al secretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), Jeh Johnson, para recomendar los pasos que podrían tomar para limitar las deportaciones, incluyendo la expansión de la discreción del fiscal y la eliminación de los programas de aplicación por parte del estado local federal.

Más información sobre la "Misión del Migrante" y el Comité de la USCCB sobre Migración se puede encontrar en www.usccb.org/about/migration-policy/mass-on-the-border.cfm.

La Misa se puede ver en: www.justiceforimmigrants.org y https://www.youtube.com/watch?v=67pLeiEfOYI