Varones en búsqueda de identidad, redescubriendo valores

II Asamblea de la red de institutos americanos de familia católicos

| 2327 hits

LOJA, martes, 14 junio 2011 (ZENIT.org).- Zelmira Bottini de Rey, del Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Pontificia Universidad Católica Argentina (UCA), fue reelegida presidenta de la Red de Institutos Latinoamericanos de Familia de Universidades (REDIFAM), en la asamblea celebrada en la Universidad de Loja (UTPL), Ecuador.

En la sede de la Universidad Particular Tecnológica de Loja (UTPL), del 4 al 6 de mayo, se celebró la II Asamblea de la Red de Institutos Latinoamericanos de Familia de Universidades de inspiración católica (REDIFAM).

Durante el encuentro se desarrolló el Seminario “La identidad y misión del varón en los modelos culturales actuales, redescubriendo sus valores”, informa a ZENIT Natalia Ramil de la universidad pontificia católica argentina (UCA).

El objetivo era responder a una propuesta pastoral del documento conclusivo de la asamblea episcopal de Aparecida “Desarrollar, en las universidades católicas, a la luz de la antropología y moral cristianas, la investigación y reflexión necesarias que permitan conocer la situación actual del mundo de los varones, las consecuencias del impacto de los actuales modelos culturales en su identidad y misión, y pistas que puedan colaborar en el diseño de orientaciones pastorales al respecto”. (Ap. 463, d)

En tres días, los representantes de 15 de las 17 instituciones que integran REDIFAM se reunieron en la UTPL para profundizar en la importancia de la familia, y en especial de la paternidad para la sociedad latinoamericana.

REDIFAM se creó hace dos años, en una primera asamblea en Arequipa, para establecer sinergias encaminadas a la promoción de institutos de la familia en América Latina.

El padre José Granados, del Instituto Juan Pablo II para estudios sobre el matrimonio y la familia, fue uno de los conferencistas del seminario, su tema fue la paternidad y la crisis que vive en la actualidad.

Granados sostuvo que hoy en la familia, y en el camino del hombre, hay una gran crisis de paternidad.

Explicó la misión de ser padre: “Ser padre se entiende a la luz de la unión de un hombre y una mujer que se unen en matrimonio y dentro de esa unión, y fruto del amor, surgen los hijos”, explicó, y aseguró que “para ser padres hace falta una gran generosidad, porque el padre hace visible en la vida de su hijo el misterio del Dios, el padre es el que tiene que revelar al hijo el camino que lleva hacia Dios”.

Así, los conflictos de paternidad se producen porque “los hombres no saben cómo ser padres”, dijo Granados. Por una parte, está el padre que se apropia del hijo y quiere que sea como él. “Los hijos se regalan como un don, pero no son propiedad de nadie”. Por otra parte está el padre que teme al hijo, que cree que le va a suplantar y eso escapa también del verdadero significado de ser padres.

Para ser buenos padres es necesario un encuentro con Dios. “Cuando no se encuentra a Dios como padre, tampoco sabemos ser padres, y cuando un hombre descubre eso puede entender su misión: él da la vida a su hijo, pero éste no es de su propiedad; él acoge el destino del hijo, pero para hacer transparente el llamado de Dios” comentó.

A esto se añade que “El padre representa para su hijo la autoridad, que en latín significa hacer crecer” y que no se puede ser padre, si antes no se aprendió a ser hijo. “Juan Pablo II decía que la familia es el camino de la Iglesia, y por lo tanto es el camino del hombre, porque es allí donde se aprende el amor”, finalizó Granados.

Los aspectos educativos fueron abordados por Zelmira Bottini de Rey, directora del Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Universidad Pontificia Católica Argentina.

“El papel de la universidad en el tema de la familia es fundamental”, dijo la presidenta de la REDIFAM Zelmira Bottini. Es urgente que las universidades investiguen y difundan el tema de la familia, desde el plano científico, “con el fin de ponerlo al servicio de la pastoral familiar, de ahí que es importante hacer una sinergia entre universidades y pastoral familiar”, comentó.

A eso se suma la necesidad de profundizar sobre el significado de la familia para las personas, “las personas nacen y viven para el amor, si no lo encontramos, la vida no tiene sentido, y el secreto para encontrar el amor está en la familia”.

De los aspectos psicológicos, trató Óscar Muñiz, de la Universidad Pontificia Bolivariana, Medellín, Colombia. Los aspectos jurídicos fueron abordados por Carmen Domínguez, directora del Centro de Familia de la Universidad Católica de Chile y el abordaje para la pastoral familiar lo hizo el sacerdote Álvaro Toro Escobar, miembro del Instituto para el Matrimonio y la Familia, Universidad Pontificia Bolivariana.

En la asamblea, se procedió a la elección de los nuevos directivos de REDIFAM. Zelmira Bottini de Rey fue reelegida presidenta de la Red por un segundo período, y Carmen Domínguez, del Centro de Familia de la Universidad Católica de Chile, es la nueva vicepresidenta.

La secretaría quedó a cargo de Fannery Suarez Berrío del Instituto Latinoamericano de la Familia de la Universidad Técnica Particular de Loja y de la tesorería se ocupará Ana Olguín Brito, del Instituto de Ciencias para el Matrimonio y la Familia, Universidad Católica Santo Toribio de Mogrovejo, Chiclayo, Perú.

Tanto la asamblea como el seminario fueron apoyados por la Comisión Familia y Vida del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), representada en esta ocasión por su secretario ejecutivo, el sacerdote Augusto Ríos, quien en la inauguración leyó una carta del presidente de dicha Comisión, el obispo Germano Pavón, de Ambato, Ecuador, dirigida a los participantes.

También estuvieron presentes, de Argentina, el Instituto de la Familia y la Vida Juan Pablo II de la Universidad Católica de Salta; el Instituto de Ciencias para la Familia, de la Universidad Austral; y el Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Universidad Católica Argentina.

De Chile, el Instituto de Ciencias de la Familia de la Universidad de Los Andes; el Instituto de la Familia Berit, de la Universidad Santo Tomás y el Centro UC de la Familia de la Pontificia Universidad Católica de Chile.

De Colombia, el Instituto para el Matrimonio y la Familia, de la Universidad Pontificia Bolivariana, de Medellín.

De Perú, el Instituto de Ciencias para el Matrimonio y la Familia de la Universidad Católica Santo Toribio de Mogrovejo, Chiclayo, y el Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Universidad San Pablo, Arequipa.

Así mismo, son miembros de la Red el Instituto de Ciencias para la Familia de la Universidad Católica de Honduras y el Instituto Juan Pablo II de San José de Costa Rica de la Universidad Juan Pablo II, Costa Rica. El Instituto de Familia de la Universidad Católica de Oriente, Antioquia, Colombia, el Centro para la Defensa de la Vida y la Familia, de la Universidad Católica de La Plata, el Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Universidad Católica de Santa Fe y el Instituto para el Matrimonio, la Familia y la Minoridad de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad Católica de Cuyo, de Argentina, aunque no han podido estar personalmente presentes en esta II Asamblea.