Vicente de Paúl, ejemplo para jóvenes, enfermos y recién casados

| 366 hits

CIUDAD DEL VATICANO, miércoles, 27 septiembre 2006 (ZENIT.org).- Al final de la audiencia general de este miércoles, Benedicto XVI presentó a san Vicente de Paúl como ejemplo de amor para jóvenes, enfermos y recién casados.



Antes de despedirse de los más de 30.000 peregrinos presentes en la plaza de San Pedro del Vaticano, el obispo de Roma quiso recordar que en ese día la liturgia celebraba la memoria del apóstol francés de la caridad, fundador de la Congregación de la Misión (Misioneros Paúles o Vicentinos) y de las Hijas de la Caridad, que vivió entre 1581 y 1660.

El Papa deseó que a los jóvenes que su ejemplo les aliente «a vivir los proyectos de vuestro futuro con un gozoso y desinteresado espíritu de servicio al prójimo».

Luego se dirigió a los enfermos, algunos estaban en silla de ruedas en la plaza de San Pedro, para desearles que san Vicente les ayude «a afrontar el sufrimiento como una particular vocación de amor ».

Por último, recomendó a los recién casados que se inspiren en la visión del amor del santo para «construir una familia siempre abierta al don de la vida y a los pobres».